Debido a que el foro se vio superado en su capacidad, fue instalada una pantalla en el vestíbulo de la sala para seguir el evento organizado por Radio Educación bajo el título 80 y Radio que se transmitió en vivo por la frecuencia 1060 de AM.

Ciudad de México.- 25 de Julio de 2014.- Rodeado de amigos, familiares, colegas y radioescuchas, el actor y locutor José González Márquez recibió un homenaje por sus 80 años de vida en la Sala Manuel M. Ponce del Palacio de Bellas Artes, la tarde de ayer 24 de julio.

Debido a que el foro se vio superado en su capacidad, fue instalada una pantalla en el vestíbulo de la sala para seguir el evento organizado por Radio Educación bajo el título 80 y Radio que se transmitió en vivo por la frecuencia 1060 de AM.

El director de Radio Educación, Antonio Tenorio, otorgó un diploma conmemorativo a quien describió como un "espíritu luminoso que condensa el gran espíritu de una institución".

Recordó que hace casi 90 años José Vasconcelos soñó con hacer de la radio una gran biblioteca hablada a la que podrían acudir muchos mexicanos de todas las edades y de todas partes para tomar trozos, experiencias y testimonios de nuestra inagotable cultura.

"Lo que tal vez Vasconcelos no imaginó es que habría bibliotecarios de esta talla como José González Márquez".

Desde las seis de la tarde se inició una verbena musical en la cual participó el músico y cantautor Cruz Mejía, Maru Enríquez, Ofelia Asencio, Rafael Mendoza y el propio José González, acompañado de su esposa Flor Alfonzo.

Al final de la velada, Esteban González El Piolín, becario del Fonca, interpretó algunas piezas de música abstracta de reciente creación.

Luego de recibir un reconocimiento a la longevidad, resultado de más de tres décadas ante los micrófonos de Radio Educación, José González Márquez explicó su amor por la institución.

"Significa todo, un caudal de cariño, un caudal de muchos años de compañerismo, un caudal de creación, de aprendizaje, conocimientos, es el final de una carrera".

Comentó que lo que más extraña de la cabina es su contacto secreto con el público, "con el auditorio invisible que un locutor ignora en la oscuridad de su cabina".

Agregó que ahora espera retomar su carrera de actor para participar en obras de teatro y televisión.

Fuente: (CONACULTA)