Sus padres fueron Fortino García y Refugio Zavala de García. Él era comerciante de una tienda de objetos religiosos frente a la Basílica de Nuestra Señora de Zapopan. Tras una infancia tranquila y ya prometida para un matrimonio, a los 23 años, dejó todo para consagrarse a la vida religiosa en la atención a los enfermos y a los pobres.

Guadalajara, México.- 11 de Mayo de 2013.- A casi 50 años de su muerte (24 de junio de 1963), será canonizada María Guadalupe García Zavala, también conocida como la Madre Lupita, cofundadora de la congregación Siervas de Santa Margarita María y de los Pobres. Fue beatificada por el Papa Juan Pablo II el 25 de abril de 2004, gracias a un milagro.
Luego, el Papa Emérito Benedicto XVI firmó el 20 de diciembre de 2012 el decreto con el cual se reconoce otro más por la intercesión de la hasta entonces beata, lo que permitió su canonización.

Mañana, el Papa Francisco encabezará la ceremonia de canonización desde El Vaticano.

En representación de México estarán presentes el arzobispo de Guadalajara y presidente de la Conferencia del Episcopado Mexicano, el cardenal José Francisco Robles Ortega, y el cardenal Juan Sandoval Íñiguez, arzobispo emérito de Guadalajara, quienes ya viajaron a la Santa Sede.

El primer milagro que se le reconoce a la Madre Lupita se trata de una curación de pancreatitis aguda a Abraham Arce Higareda, en 2004. Arce Higareda, un día antes de una operación que le practicarían, le pidió a la Madre Lupita que lo “agarrara o lo soltara, refiriéndose a su necesidad de salud, y luego de unos estudios (antes de la operación) los resultados arrojaron que estaba sanando”, relató la madre Imelda Maciel, superiora de la congregación Siervas de Santa Martha María y los Pobres, que fue testigo.

El segundo milagro fue para Wictila Godoy Salas, quien sufrió un derrame cerebral. Los médicos informaron a sus familiares del estado grave de salud de la mujer y de la urgencia de una cirugía, “por lo que sus allegados acudieron a la capilla a encomendar a la Madre Lupita, luego de esto le hicieron otra tomografía y no tenía nada, no la operaron”.

La ceremonia de canonización de la Madre Lupita se celebrará a las 01:30 horas, tiempo de México.

Quién era la "Madre Lupita"

María Guadalupe García Zavala nació en Zapopan, Jalisco, el 27 de abril de 1878 y murió en Guadalajara el 24 de junio de 1963.

Sus padres fueron Fortino García y Refugio Zavala de García. Él era comerciante de una tienda de objetos religiosos frente a la Basílica de Nuestra Señora de Zapopan. Tras una infancia tranquila y ya prometida para un matrimonio, a los 23 años, dejó todo para consagrarse a la vida religiosa en la atención a los enfermos y a los pobres.

Con su director espiritual, el sacerdote Cipriano Íñiguez, la conocida comúnmente como "Madre Lupita" fundó la congregación religiosa de las Siervas de Santa Margarita María y de los Pobres el 13 de octubre de 1901. Fue superiora general de esa comunidad.

Trabajó mayormente en hospitales y en los momentos de dificultad económica para la atención a los enfermos, salió a pedir dinero por las calles. Durante la persecución religiosa en México escondió a algunos sacerdotes y hasta el arzobispo de Guadalajara, Francisco Orozco y Jiménez.

Gracias a su labor, la congregación a su cargo abrió 11 fundaciones en la República Mexicana. Actualmente las siervas cuentan con 22 fundaciones en México, Perú, Islandia, Grecia e Italia.

Fue beatificada por el Papa Juan Pablo II el 25 de abril de 2004, con lo que se convirtió en la tercera mujer de nacionalidad mexicana en ser beatificada; previo a ella, la Iglesia católica nombró a la madre María Inés Teresa Arias, de las Misioneras Clarisas (Cuernavaca), y la madre María Vicenta Chávez Orozco (Cotija, Michoacán), también de la congregación de la "Madre Lupita".

Su beatificación comenzó a gestionarse en 1983, y fue hasta 2003 cuando se le atribuyó el milagro. De acuerdo con lo registrado, en 1998 salvó de la muerte a un hombre con pancreatitis aguda, a quien la medicina había desahuciado.

Antes que la "Madre Lupita", la beata María de Jesús Sacramentado Venegas de la Torre fue canonizada en mayo del año 2000, por el Papa Juan Pablo II en la Plaza de San Pedro.

El 20 de diciembre de 2012 el Papa Benedicto XVI avaló el reconomiento de un segundo un milagro atribuido a su intercesión en 2003, en la curación de una mujer de 82 años que tenía una hemorragia cerebral como consecuencia de alta presión arterial.

El mismo día en que Benedicto XVI anunció su renuncia como Pontífice, estableció que la ceremonia para la canonización en el Vaticano fuera el 12 de mayo de 2013.

Fuente: (informador.com.mx)