En esta primera emisión participaron el poeta, actor y periodista veracruzano Mardonio Carballo y Verónica Ortiz, directora de Código DF, radio cultural en línea de la Secretaría de Cultura del Distrito Federal.

México.- 14 de Marzo de 2013.- Con el objetivo de difundir la literatura realizada en lenguas originarias y posicionar su riqueza a través de sus autores y la crítica especializada en espacios de gran relevancia para la cultura y el arte nacional, fue inaugurado la noche del miércoles 13 de marzo el ciclo “La Primera Raíz. Literatura en otras lenguas de México”.

En esta primera emisión participaron el poeta, actor y periodista veracruzano Mardonio Carballo y Verónica Ortiz, directora de Código DF, radio cultural en línea de la Secretaría de Cultura del Distrito Federal.

En el evento también estuvo presente Juan Gregorio Regino, director de Desarrollo Intercultural de la Dirección General de Culturas Populares del Conaculta, quien, en mazateco, dio el mensaje de bienvenida y comentó que este ciclo busca la reflexión y recuperación de la lengua, la palabra y la voz de los pueblos indígenas.

“A través del lenguaje literario buscaremos comunicar y propiciar una reflexión en torno a los pueblos indígenas. Trataremos de tender los puentes de comunicación para propiciar un dialogo intercultural entre lo indígena y lo no indígena. En este sentido, la poesía será un recurso importante para lograrlo y hacer que la gente se sensibilice de la importancia de nuestras lenguas y culturas”.

La primera en intervenir en la charla fue Verónica Ortiz, quien destacó el trabajo de Mardonio Carballo al decir que ofrece la posibilidad de mantener vigente el asunto del indígena actual y lo que sucede con ellos,  a través de tres elementos: sentido del humor, música y poesía.

“Permites acercarnos a ellos de la manera más amable con la palabra, la poesía y la denuncia. Nos dejas entender lo que realmente está pasando con este otro México, que por desgracia no lo estamos viendo en todos los espacios que deberíamos verlo, pero que ahí está, cada vez más vigente y con más necesidad de que lo volteemos a ver y lo entendamos”.

Ante esta descripción, Mardonio Carballo expuso que él es solo un puente por donde cruzan los unos y los otros. Invitó al público asistente a imaginar el día en que los medios de comunicación dieran la oportunidad de tener y conocer los universos de las otras sonoridades, es decir, la otra forma de ser y comprender lo que es ser mexicano desde la visión indígena.

El conductor y coordinador de contenidos del programa Ombligo de la tierra que se transmite en la estación Código DF, también habló sobre sus proyectos, entre los que destaca su editorial Amoch Libros, creada para producir material en lenguas originarias y solo para los escritores indígenas.  

El autor de Viejos poemas, Xantolo, Piloe y Las Plumas de la serpiente, expresó su preocupación porque los libreros y las librerías reducen lo indígena a un texto para niños o a la sección de Antropología. Por este motivo, dijo, los indígenas hoy en día deben intentar ganarse un lugar en la industria del libro en México.

“Las editoriales no se preocupan por promovernos e incluso las independientes tampoco. Luego cuando uno intenta colocarse como un escritor en lenguas indígenas en el mercado y competir con las últimas novedades, resulta que te mandan al lugar de niños o de Antropología. En este sentido es necesario ir con los libreros y decirles que la literatura en lenguas indígenas no necesariamente es para niños”.

El también actor de cine, destacó que contrario a lo que se cree, los escritores en lenguas indígenas sí tienen un discurso ideológico, político y social. Y dijo que ante lo adverso y diverso que es México hoy, los indígenas tienen la oportunidad de luchar y mostrar lo que son en recintos importantes, como el Palacio de Bellas Artes.

Durante su participación, el Premio Nacional de Periodismo por el Club de Periodistas de México, también habló sobre los temas que actualmente se están abordando en la literatura indígena.

“Son temas variopintos. Por fortuna me parece que se empieza a hablar del deseo, lo que nos quita la etiqueta que nos colocan de que un indio no puede tener maldad, deseo y responsabilidad”.  

Finalmente, Mardonio Carballo festejó que actualmente haya una generación de personas interesadas en saber qué pasa en los pueblos indígenas “porque básicamente están buscando asideros de identidad, ya que México no los llena, no les es suficiente y por eso están buscando dónde hacer, dónde fincar raíces”.

Para concluir con esta emisión, el autor leyó fragmentos de cuatro de sus poemas Palabra de mujer; Huele mi flor, chúpala un poquito, bebe de su agua, abeja, dame un pellizco; Huiztliespina y Nereidas,  obras  que se pueden encontrar en su más reciente publicación Xolo.

El fragmento que más impresionó al público fue el siguiente: Se cayó mi corazón, se quebró, cayó mi corazón sol y no puede amanecer. Mi corazón partió, por ahí se fue, te fue a buscar y la tierra no se ve. No amanece en esta tierra, esta noche eterna se vuelve vino para las estrellas y muchas caen. Yo ya quiero que amanezca, que el agua toque la tierra, quiero ver un arcoíris, un  sol, quiero arrancarle su luz para ponerla en mi corazón…  

Fuente: (CONACULTA)