Home Teatro Llega a Finlandia la puesta escénica en castellano de la obra “La Chica Conejita”
Teatro - March 5, 2014

Llega a Finlandia la puesta escénica en castellano de la obra “La Chica Conejita”

 

Creado en el 2012, el programa Rutas Escénicas tiene la finalidad de promover las artes escénicas de calidad mediante el intercambio artístico y cultural entre México y los países de la Unión Europea.

“La beca del programa nos ayuda a viajar y dar presentaciones; es el segundo año en que se realiza esta iniciativa. Como teatristas nos da una proyección en lugares donde nunca antes habíamos logrado estar”, aseguró la productora de la obra, Isis García Estrada.

El montaje, que cuenta con las actuaciones de Olivia Lagunas, Paloma Woolrich, Romina Coccio, Emilio Savinni, Renata Wimer y Arnoldo Picazzo, será hablada en español con subtítulos en finés.

La joven productora reconoció que es difícil conseguir financiamiento para una obra ya que implica arduo trabajo, una planeación detallada y cuidadosa, además de un buen nivel de manufactura para que resulte interesante a empresas e instituciones que deseen apoyar el proyecto.

“Buscar recursos no sólo económicos sino materiales y administrarlos es un proceso largo. Lo que pasa muchas veces es que no da el tiempo suficiente para coordinarlo todo”, dijo.

En este caso, el apoyo del Fonca le ha permitido contar con los boletos de avión y con los recursos para el transporte de la carga y los gastos de producción por la reposición de la obra.

Isis García recordó que La Chica Conejita tuvo una primera lectura dramatizada en 2010 y se montó en 2011, en el marco de la edición 39 del Festival Internacional Cervantino en la ciudad de Guanajuato.

Se trata de una historia que plantea una paradoja sobre la sexualidad de una chica reprimida por su historia familiar, en contraste con la exposición que de la mujer hacen los medios de comunicación masiva al presentarla como un objeto deseable para el hombre.

La protagonista intenta encajar en un mundo represor que la rechaza y la confunde, y como válvula de escape encuentra la fantasía deformada y simplificada por los cánones de la televisión.

La dramaturgia corresponde a Saara Turunen (Finlandia, 1981) quien, con esta obra fue invitada a formar parte del repertorio del Helsinki City Theatre y viajó a México para estar presente en su estreno.

“Es un texto que tiene mucha vigencia sobre lo que supuestamente debe ser el comportamiento de una mujer a partir de los medios de comunicación”, aseguró la productora, quien colabora por segunda ocasión con la compañía Conejillos de Indias.

Bajo la dirección de la actriz y dramaturga Gabriela Ochoa, fue que a finales de 2005 surgió esta compañía, caracterizada por montar obras con matices visuales y una fuerte dramaturgia.

El trabajo de Conejillos de Indias se basa en la resignificación del lenguaje de la máscara teatral y en un discurso y estética propios; muestra de ello es La chica conejita y otros montajes como Réplica con sombra y séquito y, Tres para el almuerzo.

En Réplica con sombra y séquito, no se utiliza la máscara como objeto, sino que se apoya en la gesticulación, en la emoción y la acción para realizar una propuesta plástica, simbólica y coreográfica.

En Tres para el almuerzo el montaje destaca por presentar acciones convencionales de manera inusual, resignificándolas para resaltar la transgresión.

Si bien es complicado que existan grupos o compañías permanentes y con lenguaje propio, Conejillos de Indias está integrada de forma permanente por la actriz Romina Coccio y por Genaro Ochoa en el diseño sonoro y la música.

En el caso de Isis García, productora también de la obra Tres para el almuerzo, esta labor resulta una oportunidad para formar parte de todos los elementos que integran un montaje.

“Tengo que ver desde la producción con todas las partes, encajarlas, coordinarlas, incluso con la logística para lograr un resultado acorde con la calidad que se requiere, cuidando también que todos los participantes trabajen a gusto y reciban una buena remuneración por ello”.

Con una formación en Literatura Dramática y Teatro y tras haber realizado un posgrado en Producción y Ejecución de Espectáculos, Isis García debe su acercamiento a las artes escénicas a su maestro José Luis Ibáñez.

García también ha participado en montajes de las compañías Niños en acción, y Teatro Bola de Carne y en obras de José Alberto Gallardo.

“Me gusta participar directamente con los montajes una vez que llegan en temporada a un espacio específico y construir una atmósfera para lograr cierto resultado”.

La productora aseguró que en particular La Chica Conejita, resulta propositiva y con un alto nivel de calidad, porque conmina al espectador a participar e imaginar  y a hacer una reflexión sobre cómo es la relación con los demás, a partir de la figura femenina.

Fuente: (CONACULTA)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *