Home Libros Homenajean a Fernando del Paso, a la vez que la actriz Ana Bertha Cruces y el actor Ricardo Leal dan voz a monólogos de “Noticias del Imperio”
Libros - September 23, 2013

Homenajean a Fernando del Paso, a la vez que la actriz Ana Bertha Cruces y el actor Ricardo Leal dan voz a monólogos de “Noticias del Imperio”

Con la lectura dramatizada de algunos fragmentos  de la novela Noticias del Imperio, el escritor fue también homenajeado por colegas y compañeros de rutas literarias. Mauricio Jiménez fue el encargado de dirigir a  la actriz Ana Bertha Cruces y el actor Ricardo Leal, quienes dieron voz a los monólogos de la novela en esta evocación literaria que fue celebrada por todos los asistentes.

Junto con Rafael Tovar y de Teresa, Hugo Gutiérrez Vega, Giuliana Dal Piaz, José de la Colina y Héctor Iván González, con la moderación de Héctor Orestes Aguilar, acompañaron a Fernando del Paso en esta celebración de su obra y coincidieron en que sus novelas, poesía, ensayos, teatro e incluso obra plástica dejan entrever su condición de creador universal.

El presidente del Conaculta afirmó  que Fernando del Paso es un autor que ha entregado obras imprescindibles a la literatura en español y por ello se realizó este homenaje al escritor, al pintor incesante, al académico puntual, al amigo y diplomático generoso que ha hecho de la palabra la resonancia que da plenitud y forma a su vida.

“Conocí a Fernando del Paso en 1985, en París, cuando yo trabajaba como ministro de la Embajada de México en Francia. La referencia que tenía de él era la del autor de dos libros extraordinarios, pero poco leídos entonces: José Trigo y Palinuro de México, y quedé cautivado por su conversación: una combinación difícil de hallar entre humor, cultura, profundidad y calidez”.

Rafael Tovar y de Teresa recordó cuando Fernando del Paso decidió, a principios de los años setenta instalarse en Inglaterra con su familia para escribir una novela sobre Maximiliano y Carlota.

“Así, entre los textos maravillosos que compartíamos, apareció como un Sol la que es, para mí, la novela suprema de las letras mexicanas: Noticias del Imperio. El libro avivó nuestras conversaciones sobre la historia europea del siglo XIX y sobre los textos básicos de esos años: el Maximiliano íntimo de Blasio, el secretario particular del emperador; las memorias de personajes de su corte como la princesa de Salm Salm; Un viaje a México en 1864 de Paula Kollonitz; el Diario del príncipe Kevenhüller, o las notas de su médico personal, el doctor checo Samuel Basch”.

Evocó cuando cierta tarde, el escritor llegó a su oficina y comenzó a leerle las últimas palabras del último capítulo de la novela: “Yo soy María Carlota Amelia Victoria Clementina Leopoldina, Princesa de la Nada y del Vacío, Soberana de la Espuma y de los Sueños, Reina de la Quimera y del Olvido, Emperatriz de la Mentira: hoy vino el mensajero a traerme noticias del Imperio, y me dijo que Carlos Lindbergh está cruzando el Atlántico en un pájaro de acero para llevarme de regreso a México”.

“Le propuse que inmediatamente sacáramos nosotros mismos una copia en la oficina –narró Rafael Tovar y de Teresa. Pudoroso y sobrio contestó que no quería abusar de la cantidad de papel y del servicio de la impresora para una cuestión personal. Insistí diciéndole que no creía que en muchos años se hubiera utilizado mejor la copiadora de una embajada que para asegurar la integridad de su texto. Siguió con reticencias y fuimos a una papelería para hacer la copia. Finalmente le dije: Van a ser dos. Porque una la dejas en la embajada y la metemos en la caja fuerte oficial”.

Celebró que actualmente Fernando del Paso haya incursionado una vez más en una obra titánica que sólo alguien con su capacidad de investigación y talento narrativo ha hecho en nuestra lengua y en toda Iberoamérica: Bajo la sombra de la Historia, sobre la historia del islamismo y el judaísmo y de la cual sólo ha aparecido el primer volumen en el Fondo de Cultura Económica.

“He tenido el privilegio de leer el manuscrito casi completo y el único paralelo que encuentro es la obra clásica de Gibbon, La Historia de la caída y decadencia del Imperio Romano. Repito: ningún historiador de habla española ha incurrido en una hazaña de esta magnitud, con la fuerza y la calidad narrativa que tendrá la obra terminada”.

Rafael Tovar y de Teresa aseguró que “en su discreción y prudencia, Del Paso es una voz que nos alerta y está pendiente de la conveniencia de su palabra y opinión. Por eso es escuchado. Su tiempo lo ha dedicado a la literatura, al dibujo, no a polémicas ni al oportunismo ni a la exhibición”.

“Él ha apostado por una obra y no por un lugar protagónico en la polémica. Hace pocos años la revista Nexos hizo una encuesta sobre la mejor novela mexicana de los últimos 30 años y el primer lugar recayó en Noticias del Imperio. Pero el mejor resultado de este aprecio por la obra de Fernando es que las nuevas generaciones la conocen y la leen”, afirmó el presidente del Conaculta.

Y agregó: “Hace unos meses Fernando se pronunció al respecto y en el comentario más excedido que le he oído, me dijo socarronamente: “La verdad, los monólogos no están nada mal, la verdad me salieron muy bien”. Creo que ha empezado a ver su propia grandeza, pero no a dejar de cuidarse de expresarla, aunque sabe bien que cada página suya es ya parte de la historia de la literatura”.

Hugo Gutiérrez Vega recordó a la vieja emperatriz siempre joven con adolorido corazón que Del Paso inmortalizó en su novela y que revive voces en un soliloquio que es escuchado por el escritor mexicano quien toma nota con sabiduría en el tiempo y en el silencio.

“La emperatriz es la voz detrás de la que gritan un compuesto de personas históricas que murieron en ese campo sangriento del pasado. La novela histórica ha tenido en México muy variados cultivantes, pero sin duda Fernando del Paso inaugura un nuevo género que es producto de la verdad histórica y la narrativa libérrima para describir a esa trágica ‘loca de la casa’ que habla de nuestra historia”.

Recordó que en Noticias del Imperio el nombre de Benito Juárez aparece con las cualidades de la tragedia griega, pero además se da tiempo para  retratar las reuniones llenas de suspicacias en la corte de Napoleón III, las bellas flores de Cuernavaca y los encuentros pecaminosos.

“Esas voces salidas del delirio cuentan la historia de un país amado y a la vez odiado. Adiós mamá Carlota, adiós mi tierno amor, cantaba Rivapalacio, todos esos momentos son descritos por Fernando con prosa bella y compasiva, retratando a una parte de la sociedad mexicana enferma de chauvinisno”.

Giuliana Dial Piaz recordó los avatares para traducir Noticias del Imperio al italiano y como comenzó con capítulos salteados, así como las comunicaciones entusiastas de Fernando del Paso.

“Por alguna razón la información se coló a la prensa y mientras yo apenas estaba en el proceso de trasladar a mi idioma natal los capítulos, se publicó en la prensa que Noticias del Imperio ya estaba en italiano. Yo consultaba a Fernando por teléfono y por fax sobre cualquier precisión de la novela y debo confesar que fue una gran celebración cuando en junio de 2003 le entregué a Rafael Tovar y de Teresa el CD Rom con el trabajo terminado.”

“En esta novela –agregó– la historia misma se vuelve novela y nos  trae el eco de esa famosa frase: Con decires hago mi mundo”, dijo la traductora, quien leyó en italiano un fragmento del primer capítulo de Noticias del Imperio.

José de la Colina recordó cuando competía con Fernando del Paso para ver quién escribía los trozos de prosa más largos sin usar comas, puntos o punto y seguido, siendo ante todo, dijo, compañeros en el oficio de las letras que siempre estuvieron deslumbrados por James Joyce y Marcel Proust.

“Lo que ha hecho Fernando es una gran aventura verbal, ese es principalmente el tríptico de todas las novelas que ha escrito. Reivindica desde su propio genio que la literatura no es sociología, no es economía, es todo lo contrario de una ciencia, por el contrario se debe a la imaginación y a las palabras.”

Héctor Iván González dijo finalmente que en Noticias del Imperio se encuentra la eufonía de la prosa y el lector evidencia que ante todo Fernando del Paso es un poeta que con sus libros nos hace pensar en sinfonías totales.

“La escritura de Del Paso se vuelve música expresiva que indaga y nos cuenta la historia de México, historia que huele a pólvora. El lector es persuadido con su voz narrativa y uno valora su rechazo a perder su mexicanidad y a no confundir cosmopolitismo con malinchismo. Su narrativa le habla de tú a todas las culturas.”

Visiblemente emocionado, Fernando del Paso agradeció después de la lectura dramatizada en su honor a los amigos, colegas y compañeros de rutas literarias reunidos en la Sala Manuel M. Ponce del Palacio de Bellas Artes.

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *