Home Autos Mitsubishi I SE
Autos - June 19, 2013

Mitsubishi I SE

Introducción

 

En su 2011 el Estado de la Unión, el presidente Barack Obama fijó la meta de los EE.UU. para convertirse en el primer país en tener 1 millón de vehículos eléctricos en la carretera para el año 2015. [Este objetivo se estableció con base en los pronósticos realizados por el Departamento de EE.UU. de Energía, con capacidad de producción de los modelos PEV (plug in electric) anunciado para entrar en el mercado de los EE.UU. hasta 2015. El Departamento de Energía estima una producción acumulada de 1.222.200 PEVS en 2015.

Los vehículos eléctricos comprados nuevos, son elegibles para un crédito fiscal federal por una sola vez que equivale a 10% del costo del vehículo hasta $ 4.000.

Siempre bajo la Sección de la Ley de Política Energética de 1992,179A sino que se extendió hasta el año 2007 por las familias trabajadoras, con el Tax Relief Act de 2004. La deducción de impuestos de hasta $ 100.000 por ubicación de estado, está disponible para la propiedad del vehículo eléctrico que es utilizado en un comercio o negocio propio.

En Estados Unidos lo han querido matar en los 90’s, (se acuerdan del auto eléctrico de GM sacado del mercado en California, nadie sabe por qué). Pero hoy están volviendo y con más fuerza.

El último soplo de vida para el segmento de autos eléctrico es el Mitsubishi i, un subcompacto que Mitsubishi está posicionando como la opción de bajo precio para un auto completamente eléctrico.

El Mitsubishi i MiEV (MiEV es la sigla en inglés de Mitsubishi innovative Electric Vehicle ) es un automóvil eléctrico de batería desarrollado por Mitsubishi y lanzado en Japón en 2009. Mitsubishi con su i-MiEV es uno de los líderes del Mercado en Europa. En el 2012 en Europa se vendieron diez veces más vehículos eléctricos que en 2011. Algo que se debería de imitar en Estados Unidos.

Estilos y Opciones

El Mitsubishi i  es un todo-eléctrico de cuatro puertas hatchback (con otra puerta por detrás) disponible en los niveles de equipamiento ES y SE.

El equipo estándar en la ES incluye llantas de acero de 15 pulgadas, accesorios de potencia, aire acondicionado, 50/50-split en los asientos traseros plegables y reclinables, sistema de recarga a bordo con un cable de 120 voltios de carga portátil, un sistema de sonido con reproductor de CD y una entrada auxiliar de audio.

Tambien se incluye un asiento térmico del conductor y de altura ajustable, junto con un sistema remoto que pre-activa el control climático y el temporizador de carga.

En el modelo SE se agregan llantas de aleación de 15-pulgadas,  faros antiniebla, faros automáticos, equipamiento interior especial, asiento con tela mejorada, volante forrado en piel, un espejo de vanidad para pasajeros y un sistema de sonido de ocho parlantes.

Ambos modelos están disponibles con un paquete de “Zona Fría” que se le suma una batería más caliente y espejos exteriores con calefacción. Los modelos ES se pueden comprar con un nivel 3 del puerto de carga rápida, mientras que los modelos SE están disponibles con un paquete Premium que incluye un sistema de unidad de disco duro de navegación, controles de audio montados al volante y un puerto de carga rápida.

Diseño de Interiores

El cuerpo alto del Mitsubishi i ofrece un amplio espacio para la cabeza. El espacio para las piernas es suficientemente para un adulto normal. Los asientos traseros son cómodos para dos pasajeros, preferentemente niños. Con sólo 13,2 pies cúbicos de espacio detrás de los asientos traseros, se queda corto en la capacidad de carga con respecto a sus rivales, a pesar de que hay espacio suficiente allí para palos de golf o una maleta de tamaño estándar. Mejora con los asientos traseros abatidos, la capacidad de carga se amplía a 50,4 pies cúbicos.

Uno de los principales inconvenientes del Mitsubishi i se refiere a su tamaño. Ofrece la menor cantidad de capacidad de carga de su segmento. No hay una gran cantidad de espacio de almacenamiento en la cabina.

Muchos híbridos y autos eléctricos cuentan con cabinas cargados con un estilo de vanguardia y tecnología, pero el Mitsubishi i no es una de ellas. Mucho plástico duro y asientos de vinil, como un sub-compacto de precio básico.

Motor y transmisión

El Mitsubishi i es impulsado por un motor eléctrico de 49 kilovatios (66 caballos de fuerza y 145 libras-pie de torque) alimentado por un paquete de baterías de iones de litio con una memoria máxima de 16 kWh.

Alcanza un estimado EPA de 62 millas por carga, pero realmente su alcance puede ser significativamente menor, en función del estilo de conducción, como las condiciones del tráfico, la velocidad de crucero, la edad de la batería, geografía de la carretera (con pendientes ascendentes se reducirá ya que el motor trabaja más duro). De hecho, incluso la temperatura ambiente puede afectarlo ya que las temperaturas extremas son perjudiciales para el rendimiento de la batería.

La EPA ha determinado el Mitsubishi i una eficiencia energética excelente con calificación equivalente (MPGe) (millas por galón eléctrico) de 126 mpg city/99 mpg en carretera y 112 millas por galón combinado.

Seguridad

El Mitsubishi i viene de serie con antibloqueo de frenos con discos delanteros y  traseros de tambor, control de estabilidad y tracción, asientos delanteros con airbags laterales y airbags laterales de cortina.

En carretera

Como todos los autos eléctricos, el Mitsubishi i  cuenta con una cabina silenciosa, que es a consecuencia de la ausencia de un motor de combustión interna. El único sonido del motor eléctrico es un zumbido que se activa cuando se va pesado en el acelerador. La cabina se mantiene lo suficientemente tranquila sin mucho ruido exterior para que su viaje sea placentero.

Alcanza una velocidad máxima de 90 mph. Esta velocidad máxima es suficiente para permitir una adecuada conducción en la ciudad y autopistas urbanas.

Otra ventaja es que ofrece un tiempo completamente agradable al volante, con una aceleración crujiente, capacidad de respuesta y una marcha suave. Aparte del zumbido sordo de su motor eléctrico, hay poco que lo distingue de cualquier subcompacto.

 

A pesar de su cuerpo alto, el Mitsubishi dobla muy bien. Tres configuraciones de la unidad se ofrecen. “Eco” reduce la tasa de consumo de batería para mejorar la economía de la energía, mientras que “B” aumenta el frenado regenerativo para lograr el mismo resultado. El ajuste más natural es el “D”, que permite la máxima potencia y en este contexto, la M i se siente tan bien como cualquier subcompacto a gasolina.

 

Conclusión

 

En términos de valor, estamos hablando de un precio de compra de un poco más de 20.000 dólares una vez que el crédito de $ 7,500 de impuestos federales se descuente. Se tiene en cuenta que los residentes de ciertos estados pueden calificar para créditos de otros estados también. El Mitsubishi i es también más barato que el plug-in híbridos como el Prius Plug-In y el Chevrolet Volt.

 

Costará menos cargar la M i de lo que sería para pagar por la gasolina, pero hay que tener en cuenta que estos ahorros potenciales en gas, se pueden minimizar en los estados con altas tarifas de electricidad.

 

Luego está la cuestión de rango. Con sólo 62 millas con carga completa, el Mitsubishi i tiene el menor rango en el segmento de autos eléctricos. En comparación

Una carga completa se hace en 7 horas utilizando un aparato de  240-voltios de carga, algo más que las 3-4 horas que tiene el Focus Electric.

 

Los que viven en apartamentos, no lo podrán tener ya que la unidad de carga de Mitsubishi es para una casa. Ahora, si se ajusta a su estilo de vida, el Mitsubishi i  es una opción agradable, y sin duda satisfará a aquellos que buscan entrar en el segmento de autos eléctricos de la manera más accesible. Para mi es el futuro, y si de los caballos pasamos a los autos, así pasaremos de la gasolina al eléctrico, con tiempo y paciencia.

Precio: desde US $ 29,125 (él ES) hasta US$ 31,125 (él SE)

Consumo: 126 mpg en ciudad/ 99 mpg en carretera

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *