Home Expos y Museos Piezas arqueológicas descubiertas por el doctor Alfonso Caso en Monte Albán se exhiben en el Museo Nacional de Antropología
Expos y Museos - December 16, 2012

Piezas arqueológicas descubiertas por el doctor Alfonso Caso en Monte Albán se exhiben en el Museo Nacional de Antropología

Con el título Monte Albán ayer y hoy, en la Media Luna del MNA se exhiben piezas cuyo hallazgo se deben a los arqueólogos Alfonso Caso, Ignacio Bernal y Jorge Acosta, quienes trabajaron en el sitio prehispánico desde 1931, informó la doctora Martha Carmona, curadora de la muestra.

La subdirectora de Arqueología del MNA explicó que durante 18 temporadas, el doctor Caso y sus colaboradores se dieron a la tarea de remover cientos de toneladas de tierra, piedras, árboles, magueyes y campos de cultivo que cubrían la ciudadela prehispánica. En la primera temporada se descubrió la Tumba 7, conocida mundialmente por sus ofrendas de oro y piedra verde.

En la exposición, organizada por el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), de las más de 50 piezas que la integran, se podrán ver reproducciones de la ofrenda de la Tumba 7, que se encontró en la Plataforma Norte del sitio, el 9 de enero de 1932. El ajuar consistía en más de 500 objetos, la mayoría hechos de oro y plata, además de piezas de jade, turquesa, perla, concha, coral, tecali, ámbar y azabache, así como de 34 huesos tallados con inscripciones.

Martha Carmona dijo que otras de las piezas que integran la muestra, corresponden a  objetos que componían ofrendas encontradas en tumbas, como urnas, ornamentos de jade, vasijas, figurillas, collares, pulseras, orejeras y ajorcas de concha y piedra verde, cuchillos de obsidiana y caracoles, entre otros.

Por lo que toca al acervo fotográfico de la muestra, la doctora Carmona dijo que se trata de imágenes históricas de las investigaciones hechas por Caso en Monte Albán, mismas que provienen del archivo histórico del INAH, y que el público puede ver por medio de pantallas táctiles.

La exposición también incluye una copia de la declaratoria de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), con la que se inscribió a Monte Albán en la Lista del Patrimonio Mundial, el 11 de diciembre de 1987.

La subdirectora de Arqueología del MNA, destacó que la capital del imperio zapoteca fue una ciudad que “albergaba a sus pobladores en la vida y la muerte”; en las zonas donde vivían los nobles se construyeron sepulcros que fueron evolucionando hasta llegar a elegantes tumbas cruciformes con pinturas murales y lápidas labradas.

Agregó que los antiguos pobladores de Monte Albán también ofrendaban a sus dioses “al comienzo de la construcción de los diferentes edificios, realizando sacrificios y colocando ofrendas propiciatorias”, como la máscara-pectoral de jade, que fue depositada en la base del Adoratorio del Montículo H, que se presenta en la exposición.

Asimismo, la doctora Martha Carmona destacó que de Atzompa, ciudad satélite de Monte Albán recientemente abierta al público, se muestra la escultura de un jaguar, que se calcula data de la época Monte Albán III A (200-500 d.C.), dios tutelar y Señor de la Montaña, que identificaba a los gobernantes zapotecos.

Monte Albán ayer y hoy incluye una urna que personifica a un anciano, que fue encontrada en la Tumba 137. Esta pieza se ha relacionado con el Dios 5 F, deidad del fuego y el inframundo. En el tocado del personaje se integran elementos del jaguar y el pico de un ave, los cuales se asocian con la dualidad noche-día, respectivamente. Ésta es una de las pocas piezas de la exposición que proceden de la Sala de las Culturas de Oaxaca del MNA.

La exposición, que permanecerá abierta al público hasta mediados de enero de 2013, puede visitarse de martes a domingo, de 9:00 a 19:00 horas, en la Media Luna del vestíbulo del Museo Nacional de Antropología. Entrada libre al público en general.

Fuente: (CONACULTA) (INAH)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *