Home Entrevistas Gustavo Ayón, centro nayarita de los Hornets de Nueva Orleáns, empieza a llamar la atención en la NBA
Entrevistas - February 20, 2012

Gustavo Ayón, centro nayarita de los Hornets de Nueva Orleáns, empieza a llamar la atención en la NBA

Esa misma noche, Ayón logró el primer doble-doble de su trayectoria en la Liga más poderosa del mundo, al lograr encestar 12 puntos y bajar 12 rebotes. Para el viernes, ante los Knicks de Nueva York, en el Madison Square Garden, de la ciudad de la Gran Manzana, con todo y su estrella del momento, la sensación actual de la NBA, el base Jeremy Lin, los Hornets llegaron para dar la gran campanada y vencer al equipo más caliente de la temporada, que para entonces tenía siete triunfos al hilo, situación que Ayón y compañía se encargaron de ponerle hielo, pues los vencieron a domicilio, con otra gran actuación de Gustavo, que volvió a iniciar de titular, y volvió a colgar otra actuación de doble dígito, con 13 puntos y 11 rebotes puestos en la estadística.

Gustavo Ayón comienza a estar en boca de todos, y aunque empieza a labrar un camino largo y sinuoso, en un equipo que se encuentra en reconstrucción (con apenas siete victorias en la temporada), el buen nivel que está mostrando en la duela está a todas luces y a la vista de todos, y con un futuro promisorio, que incluso puede ser el catalizador que saque a flote del fondo en el que se encuentra el barco del basquetbol mexicano.

—¿Cómo ha sido hasta ahora tu experiencia en la NBA?

—Poniendo una valoración, puedo decir que está siendo bastante buena, por el tema de la adaptación, y por otras muchas cosas que están siendo agradables, y es cuestión de tener un poco más de tiempo, de seguir trabajando y de que las cosas salgan adelante poco a poco, mi experiencia ha sido buena, pero nada más sí está el tema de ser un poco más constante y seguir en el curso de trabajo y de esfuerzo para el día a día.

—Ya tienes varios partidos jugando de titular y con buenas actuaciones, ¿se puede decir que Gustavo Ayón está empezando a soltarse en la NBA?

— Es el tiempo el que va a ir poniendo poco a poco la pauta, ahora mismo sinceramente te diré que hay partidos en los que me siento muy  bien, y hay partidos en donde no creas que me siento tan bien físicamente por lo mismo de tanto viaje, tanto juego y esas cosas, pues no te sientes bien y te afecta un poco, pero en realidad todo esto está siendo bueno y está siendo productivo para mi adaptación.

—¿Cuál es tu sentimiento acerca de que eres el primer mexicano en la NBA que sale de jugar de la Liga Nacional de Basquetbol Profesional de México? ¿Veías venir eso?

—No tengo ningún sentimiento en cuanto a eso, pero sí tengo la satisfacción de decir que el trabajo que he hecho durante toda mi carrera está dando frutos y ahora mismo las cosas están saliendo bien, y sí lo veía venir, siempre lo vi, lo focalicé mentalmente para trabajar día a día, y no se me olvidaba, todos los días en el entrenamiento, todos los días de juego siempre pensaba en algún momento tener la oportunidad de poder venir a esta liga tan importante, ahora estoy aquí, gracias a Dios tuve la oportunidad, y ahora tengo que aprovecharla para que esto dure mucho más años.

—¿Cómo ha sido tu relación con el coach Monty Williams?

Es buena, pero también he tenido dificultades por el tema del idioma, pero no es mala, a lo mejor por no hablar, por no poder comunicarse como él quisiera, se siente un poco lo áspero ahí, pero mi relación con él es buena, y es cuestión nada más de ir mejorando el inglés, que ahora es lo más difícil que tengo por mejorar, y seguro que la relación mejorará.

—¿Estás tomando clases de inglés? ¿Te ayudas de alguna otra forma para mejorar en el idioma?

–Cada vez que estoy en Nueva Orleáns voy a clases de inglés, y cuando no estoy en Nueva Orleáns me llevo a los viajes los apuntes que he hecho durante las clases y seguir practicando. Además estoy viendo películas totalmente en inglés, a mí me encantan las películas y yo creo que eso también me puede ayudar un poco a mejorar el inglés.

—¿Consideras que Nueva Orleáns es un equipo que está en reconstrucción?

—Sí, porque se fueron los jugadores más importantes del equipo, de los cuales el entrenador tenía totalmente basado su sistema de juego, y al cambiarle todo eso, pues es difícil, es difícil que llegando jugadores nuevos se mantenga ese nivel que se mostraba el año pasado, y ahora mismo es cuestión de tiempo, de que el equipo se vaya adaptando poco a poco, y ¿por qué no? que la reconstrucción evolucione.

-—¿Es un proceso normal para ti que llegues a un equipo en reconstrucción y que ganen pocos partidos en la temporada?

—Yo creo que el llegar a un equipo así o el llegar a otro equipo diferente es lo de menos, esto es lo que me tocaba vivir y es una experiencia de la cual tengo que aprender muchas cosas, tanto para lo bueno, que es estar en la NBA, como para lo malo, que es perder partidos, yo creo que uno también tiene que aprender de eso, y seguir mejorando día a día.

-—¿Qué diferencias encuentras entre el basquetbol que practicabas en la liga principal de España (la ACB) y este de la NBA?

—Tiene todo que ver, yo creo que en España es un poco más táctico, los esquemas se piensan más para el equipo y no individualmente, y creo que lo físico también es un poco superior acá, no un poco, es mucho más superior aquí en la NBA, y eso marca mucho la diferencia en el nivel de la Liga.

—¿Cómo te has adaptado con tus compañeros de equipo? Es de suponerse que te llevas más con Greivis Vasquez (venezolano) por el idioma

—Con todos tengo muy buena relación, tal vez tengo diferencias con el idioma, pero tampoco soy una persona conflictiva que estoy viendo qué persona me desagrada, qué persona me cae mal, yo hablo bien con todos, y no por no hablar el idioma tengo que apartarme, al contrario, trato de hacer bromas, trato de involucrarme un poco en el ambiente de ellos, y obviamente con Greivis traigo más ambiente por el tema del idioma, que estamos bromeando más cosas y todo, pero también creo que eso me afecta un poco porque no practico el inglés.

-—Con los problemas de dirigentes que manejan el baloncesto en nuestro país, ¿Hacia dónde crees que vaya el futuro de este deporte en México?

-—Yo creo que el futuro del basquetbol de México tiene que ser bueno, ya hemos tocado fondo en todos los aspectos y ahora tiene que ser bueno, tiene que haber mejora en todos los sentidos y si son conflictos, en lo más mínimo tienen que afectar a los jugadores, nosotros ahora estamos sólo pensando en jugar y los que tienen que arreglar los conflictos y problemas son los directivos que son los que manejan y los que llevan el rumbo del basquetbol de nuestro país.

-—¿Tú estás dispuesto a ayudar a la Selección mexicana en distintos procesos o torneos que vengan, sin ningún problema y sin conflictos de intereses para formar parte de la Selección?

—No es que esté dispuesto a ayudar, sino que yo estoy dispuesto a ir a representar a mi país como lo he hecho en todo momento, en todo momento que he ido con la Selección voy con el corazón en la mano y con las ganas de representar dignamente a mi país, que es lo importante, sin ningún beneficio para nadie, de ningún tipo político ni nada, yo voy y juego basquetbol, yo no juego basquetbol porque va fulano, yo juego con la Selección, si tengo que ir, voy a ir con la Selección, me da igual lo que otros quieran, y la federación o los directivos que lleven la Selección son con los que jugaré, no me interesa en lo más mínimo la política.

-—¿Cómo te ha tratado la ciudad de Nueva Orleáns?

—El trato está siendo bastante bueno, la gente se ha portado muy bien conmigo en todos los aspectos, tanto dentro como fuera de la cancha, y prácticamente no he tenido mucho tiempo para conocer la ciudad, por los viajes por todo lo que tengo que hacer, pero lo poco que he visto… bastante agradable.

—¿Aspiras a llegar a ser ídolo en Nueva Orleáns?

—Yo aspiro a hacer buenas cosas en mi carrera y eso de ídolo, pues la gente lo juzgará, no puedes decir ‘quiero ser un ídolo’ si la gente no decide que vas a serlo, yo haré mi trabajo y trataré de hacerlo bien y en su momento la gente decidirá si voy a ser un ídolo o sólo voy a ser un jugador más del montón, pero primero no tengo que pensar en eso ni en lo más mínimo.

—¿Extrañas México?

-—Bastante, extraño México, pero extraño más a mi familia, a mis papás, a mis primos, que es la familia que siempre me ha apoyado y siempre ha estado conmigo en todo momento.

Fuente: (informador.com.mx)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *