Home Entrevistas “¡De panzazo!”, investigación de Juan Carlos Rulfo en la voz de Carlos Loret de Mola, cuestiona el sistema educativo en México
Entrevistas - February 10, 2012

“¡De panzazo!”, investigación de Juan Carlos Rulfo en la voz de Carlos Loret de Mola, cuestiona el sistema educativo en México

La premisa de la pieza audiovisual habla de que a mayor preparación mayores ingresos económicos se obtendrán, argumento que resulta bastante cuestionable en un país donde el sistema económico no es el ideal y la desigualdad es clara. Además asegura que aquellos que no estudian tienen como destino la delincuencia y la cárcel.

Ante el cuestionamiento de este medio sobre dicho planteamiento, Loret de Mola, quien ayer visitó Guadalajara junto con Juan Carlos Rulfo para promocionar el filme que se estrena el 24 de febrero en 200 salas, respondió: “Todos tenemos la historia del licenciado que no le quedó mas que ser taxista, todos conocemos la historia del médico general que se tuvo que emplear de plomero, estos son promedios y en la película lo digo. En promedio, con todo lo que un promedio puede ser cuestionable, pero en promedio es verdad, en la medida que se estudia más en esa medida el ingreso es mayor, claro que hay historias individuales que podrán desmentir esto”.

Con permiso por escrito

Mientras que la productora del filme, Daniela Alatorre, también en respuesta a este medio, aseguró que “el ingreso a los planteles escolares siempre fue con el permiso escrito, ya sea del director de la sociedad de los padres de familia, y en el caso en el que director lo solicitó se pidió permiso de la Secretaría de Educación Pública. Están todos los permisos por escrito”, esto debido a que de no ser así “¡De panzazo!” podría correr el riesgo y enfrentar la problemática que “Presunto culpable” padeció al no tener los permisos firmados de los que allí se exponen, y particularmente en este caso porque se exhibe a menores de edad.

“Esta es una película que puede resultar incómoda para muchos espacios de poder, eso lo esperamos”, agregó Loret de Mola, e incluso habló de que uno de los maestros que aparece el documental “ya lo mandaron citar, lo tienen amedrentado y no queremos que se cometa un atropello”.

Mientras que Juan Carlos Rulfo enfatizó que todo lo que se ve en la película está autorizado, “estamos ahí porque nos dieron permiso, y lo que es evidente es lo poco que sabemos de cómo funcionan las escuelas, de cómo están los maestros, no sabemos nada, por eso invitamos a que vean la película”.

— Juan Carlos Rulfo ya tiene un nombre en la realización de documentales, ¿en algún momento pensó que era riesgoso ceder un poco la autoría a un personaje público, en este caso Carlos Loret de Mola, que es el codirector?

—  Juan Carlos Rulfo: Él es el codirector porque ya tenía parte del planteamiento armado y porque el concepto de viajar de las escuelas a la violencia finalmente es de él. Sí fue peligroso y me lo han cuestionado muchas veces, pero no creo que haya salido mal. Él es la cara, pero eso pasa con los directores que hacen una ficción, los actores son los que figuran, y en este caso es un tema que necesita del poder mediático, y Loret está estratégicamente puesto ahí porque funciona, yo no lo voy a narrar, él tiene 50 millones de espectadores diariamente, hay  mucha gente que no lo quiere pero ése es un poco el punto, hacer una película que fuera muy limpia, con crítica especializada hubiera sido poco interesante, y “¡De panzazo” tiene conflicto, tiene preguntas, es polarizado y tiene tendencias encontradas, pero quiero demostrar que se puede trabajar en conjunto. Él me dejó hacer mis cosas, estuve con la cámara y con la gente, él contribuyó con sus entrevistas, la cita con Lujambio la logró y mi papel era “destrúyelos, vas sobre de ellos y no podemos dejarlos salir de aquí, tenemos a los dos principales protagonistas de este asunto (Elba Esther Gordillo, presidenta vitalicia del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, y Alonso Lujambio Irazabal, secretario de Educación)”, íbamos detrás del Presidente también, pero el punto era hablar de los alumnos y los maestros.

POR CIERTO
Sin el punto de vista de las escuelas que forman a los maestros

“¡De panzazo!”, aunque critica el desempeño de los maestros y cuestiona la correcta formación de los alumnos no ofrece la mirada de los que forman a los docentes, pues los realizadores consideraron que era más importante exhibir a padres de familia, alumnos y maestros, pero no a quienes preparan a los profesores.

Fuente: (informador.com.mx)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *