Mentiritas que nos contaron… - December 24, 2010

Pearl Harbor

Pearl Harbor, porque tanto el gobierno japonés como el gobierno americano sabían que se encontraban en pié de guerra y que el ataque era inminente.

Se habían interceptado alrededor del mundo más de 1000 mensajes militares y diplomáticos, japoneses.

La II Guerra Mundial comenzó en 1938 con la invasión de África por los italianos.  El Eje tripartita de Alemania, Italia y Japón se firmó en septiembre de 1940.  Los Estados Unidos en una política aislacionista, se negó a participar en la Liga de Naciones y se opuso a participar en la guerra.  Charles Lindbergh era uno de los voceros más expresivos en apoyo de Alemania.

Los Estados Unidos habían impuesto un embargo petrolero, e hicieron otras provocaciones en contra de Japón, quien desde mayo de 1941 intentó arreglar la situación por medios diplomáticos.  La intención era provocar a Japón a atacar primero para justificar el entrar en guerra contra el Eje.  En octubre, Roosevelt le ordenó al Almirante James Richardson, que dejara expuesta parte de la flota en Hawaii.  En consideración por sus hombres éste se opuso y fue substituido por el Almirante Husband E. Kimmel.  A principios de noviembre los japoneses decidieron continuar los esfuerzos diplomáticos por tres semanas más y finalmente dieron un ultimátum que si no se llegaban a un arreglo lanzarían un ataque en contra de los Estados Unidos en diciembre 7 de 1941.

Para prepararse para dicha contingencia se despachó una flotilla japonesa desde las islas Kuriles, a 3000 millas de distancia.  Por su parte los E.U. enviaron al portaviones USS Enterprise, con once de los buques más modernos a la isla Wake.  En diciembre 5 el portaviones USS Lexington fue enviado a la isla Midway, el mismo día en que los Estados Unidos recibieron un telegrama en el sentido de que las relaciones quedaban rotas.  En Hawaii, tanto el Almirante Kimmel, Comandante en Jefe de la Flota del Pacífico, como el General Walter Short, a cargo de las tropas terrestres, se encontraban en completa ignorancia de lo que se avecinaba.

Al final de la guerra, México envió al Escuadrón 201, el cual jamás vio acción.  Como contribución, México ofreció varias ciudades donde americanos se podían retirar libres de impuestos, como San Miguel Allende, Guadalajara y otras.   

El departamento de inteligencia americano decidió provocar a Japón para tener una excusa y el apoyo popular de los americanos, para primero atacar al Eje en Europa y después lidiar con Japón.  Consideraban que en Europa tenían dos enemigos, primero Alemania, pero después, sin la presencia americana, el peligro era Rusia.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *