Home Arte y Cultura Museo Casa Estudio Diego Rivera y Frida Kahlo, un espacio emblemático entre los recintos culturales de México
Arte y Cultura - December 17, 2010

Museo Casa Estudio Diego Rivera y Frida Kahlo, un espacio emblemático entre los recintos culturales de México

O’Gorman, así como de sus contemporáneos, nacionales y extranjeros.

Esta vocación, considera su actual directora, Monserrat Sánchez Soler, se ha consolidado a través de las revisiones históricas que implican exhibiciones con curadurías e investigaciones a fondo que se han presentado durante los últimos años en las llamadas “casas gemelas”, consideradas como el más importante ejemplo existente de la arquitectura funcionalista.

“Los patrimonios históricos que están en custodia del museo, tanto en arquitectura como en las exposiciones que hacemos, tienen que representar esta parte de la historia que nos ayuda a enfrentar el futuro. Es una revaloración y un diálogo constante entre el presente y el pasado viendo los hilos conductores y las plataformas que han servido para las artes y las propuestas contemporáneas.

“Mantener de una manera crítica y constante este intercambio de ideas es parte de lo que nos espera en el futuro. La vocación del museo sí es la revisión histórica, pero eso no quiere decir que sea algo estático sino que tiene que ser muy dinámica, crítica y que nos sirva para entender el presente y lo que viene”, indicó Monserrat Sánchez Soler.

El Museo Estudio Diego Rivera fue creado el 21 de abril de 1981, pero abrió sus puertas al público hasta el 16 de diciembre de 1986. El recinto museístico exhibe obras de caballete, dibujos, piezas de arte prehispánico y popular, documentos, libros, objetos personales y fotografías de época, que recrean la atmósfera de vida y trabajo de Diego y Frida.

Es importante mencionar que en este lugar Diego pintó la mayor parte de su obra de caballete (más de 3 mil cuadros) y proyectó los murales que realizó en la segunda parte de su vida. En tanto, Frida se consolidó como artista al crear cerca de 100 obras.

El inmueble que sede del Museo Casa Estudio fue construido como casa y taller de Diego y Frida por el pintor, muralista, arquitecto y amigo de la pareja Juan O’Gorman (1905-1982), quien lo diseñó en 1931 conforme al estilo funcionalista, concepto arquitectónico por el que el conjunto habitacional fue declarado monumento artístico el 25 de marzo de 1998. Las casas llegaron a ser habitadas por Diego y Frida hasta principios de 1934.

La historia inició cuando Diego y Juan se conocieron en el Anfiteatro “Simón Bolívar” de la Escuela Nacional Preparatoria, en donde Rivera pintaba un mural y Juan lo invitó a su casa de San Ángel. Tiempo después O’Gorman se encargó de la reconstrucción del Banco de México, con ese dinero adquirió dos lotes; uno se lo vendió a Rivera para que instalara la casa-estudio, y en el otro construyó lo que sería la primera casa funcional en México.

A partir de esos momentos, el muralista fungió como una especie de guía para el talentoso arquitecto quien en alguna ocasión comentó: “Le mostré el terreno de la esquina de Palmas y Altavista, explicando que lo había comprado y se lo vendía por el mismo precio, sí me encargaba la construcción de su casa y estudio. Rivera aceptó y también me encomendó una casa para Frida Kahlo”.

Estas casas significaron un parteaguas en la arquitectura moderna mundial, y fueron realizadas con un mínimo posible de gastos y trabajo. El proyecto de construcción empezó en 1931 y concluyó el 31 de julio de 1932.

Cabe destacar que Juan O’Gorman es heredero de la escuela holandesa de arquitectura, así como de Le Corbusier, arquitecto francés conocido como el más importante impulsor del racionalismo y del funcionalismo.

Diego Rivera permaneció en esas casas hasta el día de su muerte, el 24 de noviembre de 1957. Después de su deceso, las dos casas fueron heredadas a su hija, Ruth Rivera Marín, quien a su vez las donó al Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA).

“Otra de nuestras misiones es la conservación y el cuidado del acervo, por lo que tratamos de mantener el patrimonio del museo, que es la herencia de Diego Rivera, en las condiciones óptimas posibles. El cuanto al patrimonio de Juan O’Gorman se hacen investigaciones, publicaciones y todo lo que tiene que ver con el fortalecimiento de los servicios educativos dentro del recinto, porque al ser un museo pequeño el proyecto educativo se ha tenido que adecuar, pues cada vez asiste más gente pero existe la limitante de las fechas porque al trabajar en el patio se depende mucho de las condiciones climatológicas”, explicó la directora.

Al hablar sobre los planes para este Museo, Monserrat Sánchez Soler señaló que actualmente se trabaja en la última fase para concretar la ampliación del recinto, lo cual permitirá mostrar todo lo que tiene que ver con Juan O’Gorman en el diseño industrial, el funcionalismo y la arquitectura.

“En 2011 se realizará una investigación a fondo para lograr una exposición bastante representativa de la obra de Juan O’Gorman, concentrándose en arquitectura y diseño. Tenemos una buena parte de muebles que diseñó y vamos a tratar de ponerlos en contexto.

“La ampliación será fundamental, se dará en el predio contiguo, una casa también diseñada por Juan O’Gorman en 1929. Las áreas serán destinadas a exhibición, registro de obra y servicios educativos. Casi el 90 por ciento será utilizado como área abierta al público, lo que permitirá solidificar nuestra oferta permitiendo trabajar servicios educativos en espacios cerrados. En la parte superior tendremos una galería donde la arquitectura y diseño serán fundamentales.

“Sin embargo, primero debe haber un proceso de restauración, incluyendo la arqueología, para llevar a la parte verdaderamente original de la casa. Estimamos que ese proceso de restauración tomará la mayor parte del 2011”, expresó Sánchez Soler, quien adelantó que el año siguiente continuarán presentando exposiciones que permitirán revalorar las manifestaciones olvidadas o relegadas de esa época.

“Las aportaciones meritorias que ya no tienen el reflector y pueden servir para nuevas lecturas serán parte de nuestra programación. Por ejemplo, para febrero está contemplada una exhibición sobre la bailarina Rosa Rolando, quien fuera esposa de Miguel Covarrubias, con obras que en México no se han visto antes”, finalizó la directora del Museo Casa Estudio Diego Rivera y Frida Kahlo.
MAC
Fuente: (CONACULTA)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *