Home Por la Espiral Una solidaridad integral
Por la Espiral - April 26, 2010

Una solidaridad integral

las sociedades nacionales”.
El organismo indica que el principal elemento que lleva a repensar los mecanismos instituidos de solidaridad con fines de protección social es el mercado del trabajo, que no ha demostrado una capacidad incluyente ni en términos de generación de trabajo decente ni de niveles contributivos.
Dentro de las consideraciones que apunta el organismo con la finalidad de que los gobiernos latinoamericanos las incluyan dentro de la conformación de las políticas públicas encontramos la necesidad de replantear la protección social en el marco de una solidaridad integral, en que se combinen mecanismos contributivos y no contributivos.
Esto hace necesaria la concertación de un nuevo pacto social que tenga a los derechos sociales como horizonte normativo y a las desigualdades y restricciones presupuestarias como limitaciones.
En otras palabras, se requiere conciliar los imperativos éticos que sirven de marco a un contrato centrado en derechos sociales con las restricciones financieras. Asimismo, es importante realzar la eficiencia en el uso de los recursos para ampliar la cobertura y elevar la calidad de los servicios, en especial para los sectores de menores recursos.
De acuerdo con la Cepal, la realidad actual y la perspectiva para el futuro de los sistemas de pensiones de la región se ven condicionadas por una serie de factores, entre los que destacan el acelerado proceso de envejecimiento demográfico; la escasa (o inadecuada) cobertura que brindan los esquemas contributivos de pensiones y los problemas de segmentación e insolvencia en  algunos de los esquemas tradicionales de la región.
“Estos elementos llaman, por una parte, a encontrar formas de ampliar sustancialmente la cobertura previsional de los sistemas nacionales de pensiones y, por otra, a perfeccionar o reformar sus componentes contributivos”.
La parte del envejecimiento llama poderosamente la atención, más adultos mayores ejercerán una considerable presión sobre el financiamiento, tanto de los sistemas contributivos basados en el reparto como de los sistemas de pensiones no contributivas.
¿Le parece lejano? No lo es. En el 2025 el proceso de envejecimiento pasará a dominar la fecundidad y la tasa global de dependencia de la región aumentará persistentemente.
Un primer grupo de países de “envejecimiento incipiente” incluye a Bolivia, Guatemala, Haití, Honduras, Nicaragua y Paraguay. Estos muestran una proporción de personas de 60 años y más que oscila entre el 5% y el 7% (desde el año 2000) y alcanzará valores de entre un 15% y un 18% en el 2050.
En un segundo conjunto de países, de “envejecimiento moderado”, hay de un 6% a un 8% de personas de 60 años y más, que alrededor del 2050 superarán el 20 por ciento. En este grupo destacan Belice, Colombia, Costa Rica, Ecuador, El Salvador, Guyana, México, Perú, República Bolivariana de Venezuela y República Dominicana. En ellos se registraron profundos cambios en materia de fecundidad, aproximadamente entre los años 1965 y 1990.
Les siguen los países de “envejecimiento moderado avanzado”, que presentan en la actualidad entre un 8% y un 10% de personas mayores, y que registrarán un aumento rápido de este porcentaje hasta cifras de un 25% a un 30 por ciento. Entre estos países están Bahamas, Brasil, Chile, Jamaica, Suriname y Trinidad y Tobago.
Por último, en el grupo “de envejecimiento avanzado” tenemos a países como Argentina y Uruguay, pioneros en este proceso en América Latina, junto con Cuba y varios países del Caribe (Antillas Neerlandesas, Barbados, Guadalupe, Martinica y Puerto Rico).
Estos apreciables cambios demográficos ejercerán, tarde o temprano, una creciente presión financiera sobre todos los sistemas previsionales de la región.
A COLACIÓN
La vejez es un tema de enorme importancia para las políticas públicas futuras que tienen que ver con la atención a la vejez, la seguridad social, la salud y las jubilaciones.
La Cepal advierte que la edad promedio de la población de América Latina y el Caribe casi duplicará entre 1950 y 2050.
En tan sólo un siglo, la transformación poblacional hará que el rostro del continente envejezca y la región deberá afrontar importantes desafíos para adaptarse a una nueva realidad.
Según estimaciones del organismo, los mayores incrementos en la edad promedio se materializarán entre los años 2000 y 2050, pasando de 28 a 40 años durante este período. Del mismo modo, la población de 60 años y más triplicará en el lapso de referencia, en tanto que la población menor de 15 años pasará de más del 30% del total a menos del 20 por ciento.
Estos cambios demográficos se están produciendo de manera más rápida en América Latina que en Europa. Las causas de este proceso son el fuerte descenso de la fecundidad y el alza de la esperanza de vida. Esta transformación es sin duda un cambio sin precedentes en la historia de la región.
“Por ello, existe cierta preocupación debido a que en aquellos países donde el envejecimiento será más rápido, existe un tiempo limitado para la acción y no es posible partir de modelos de otras regiones porque la realidad económica e institucional es muy distinta”, señala el organismo.
La Cepal considera que se requiere una revisión profunda de las políticas públicas para adecuarlas a una sociedad en la cual habrá cada vez menos jóvenes y más población adulta mayor. Esta transformación implicará una readecuación de la infraestructura de los servicios sociales en salud, educación y vivienda; y una reingeniería de las funciones públicas, además de un necesario cambio cultural que lleve a sociedades sin exclusiones, a “sociedades para todas las edades”.
El notable aumento absoluto y relativo de la población de 60 años y más esperado para las próximas décadas, unido a la posibilidad de que las nuevas generaciones lleguen a la vejez con peores condiciones de salud, repercutirá en un crecimiento sostenido en las demandas de atención sanitaria.
P.D.  Le invito a que opine del tema en mi blog  http//claudialunapalencia.blogspot.com.
*Economista y columnista especializada. Con estudios de doctorado por  la Universidad de Alcalá, tiene dos libros publicados y participa en distintos foros de radio y televisión con opiniones sobre educación financiera, economía y finanzas personales.  Puede contactarla en: claulunpalencia@yahoo.com

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *