Home Por la Espiral Seguros para iniciar el año
Por la Espiral - January 11, 2010

Seguros para iniciar el año

r influenza humana.
De acuerdo con datos al 30 de noviembre del año pasado, el porcentaje de participación en pacientes asegurados con la prueba de laboratorio positiva por el contagio del N1H1 fue el siguiente: GNP 29.59%; Axa 18.04%; y Metlife con el 15.10 por ciento.
En números concretos tenemos que GNP atendió a 34 de sus asegurados, 13 hombres y 21 mujeres, con edades promedio de 29 años de edad el monto medio de cobertura pagada por el gasto de atender la nueva contingencia de salud fue de 360 mil 885 pesos.
En tanto Axa, 70 de sus asegurados dieron positivo, un total de 43 hombres y 27 mujeres con edades promedio de 26 años, el gasto  de cobertura para atender la enfermedad fue de 128 mil 305 pesos.
Metlife brindó protección a 21 de sus asegurados, 11 hombres y 10 mujeres, con edades promedio de 25 años y un gasto de 290 mil 431 pesos como media.
En total el sector asegurador conformado por 29 compañías reportó a la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS) un total de 571 casos al mes de septiembre pasado, con un  gasto promedio de cobertura de  124 mil 368 pesos.
Cabe mencionar que han existido situaciones en los que el seguro ha pagado gastos de hasta 3 millones de pesos, como Axa cuya información de casos en manos de esta columnista refleja que el 29 de abril de 2009 falleció una asegurada de 57 años de edad, en la ciudad de México,  en el Hospital Médica Sur.
Un pequeño de 6 años de edad internado por NI1H1 en el Distrito Federal, en el Hospital The American British, los gastos cubiertos fueron por 516 mil pesos.
A COLACIÓN
Cuando termina el año seguimos el rito de dar gracias a Dios o a quien uno crea por un año más de vida,  vamos a la Iglesia y pedimos en familia porque los nuevos meses por venir  sean mejores que tiempos pasados. Solemos decir: “Si hay salud, lo tenemos todo”.
Se ha preguntado amigo lector, ¿cuánto hace usted por cuidar y velar por su salud?.
En estos días de reuniones interminables he visto a muchos amigos, algunos son doctores especializados en distintas áreas, la mayoría trabajan para hospitales privados en la ciudad de México.
La hija de una buena amiga que es ginecóloga del Hospital Ángeles viajó a Praga de vacaciones allí se contagió del NIH1 regresó a México con gripe y por sus antecedentes familiares de neumonía decidió acudir al hospital en  el que trabaja su mamá para realizarse la prueba rápida para detectar el virus.
El resultado fue positivo, cuando quiso internarse resultó que había olvidado en la casa su tarjeta de su seguro médico privado, sino la entregaba en el momento de  su ingreso entonces tendría múltiples problemas para que el seguro cubriera los gastos.
Por tanto decidió retornar por la tarjeta y así ingresó sin ninguna traba a piso, no debo obviar que, aunque presentó la tarjeta del seguro, ella debió dejar un depósito por 20 mil pesos en el hospital.
Después de tres días  el pago total fue por 25 mil pesos. Su mamá -que quedó de darme el tip para evitar que a uno lo obliguen a pagar contra reembolso-, logró que el hospital le trasladara el gasto al seguro y la asegurada únicamente debió pagar un deducible.
Tres días por 25 mil pesos, cuando se trata de proteger la salud y salvar la vida entonces no se escatima, lo malo es no tener el suficiente ahorro, ingreso ni patrimonio para pagarse la cura ni contar con un seguro de gastos médicos.
He sabido de otros casos reales, un propio médico del Hospital Ángeles al que le dio un infarto,  su esposa por lógica pidió una ambulancia para internarlo en el hospital donde él toda su vida ha trabajado.
Ella pensó que por ser médico de allí tendría alguna rebaja, un descuento, empero, se equivocó: cinco días en terapia intensiva tuvieron un costo de un millón de pesos.
¿Quién tiene para pagar esa cantidad al momento? La señora tuvo que recurrir a vender los dos coches, sacar lo poquito que tenía en el banco y a la solidaridad de los propios doctores del hospital que se cooperaron de mil, dos mil y hasta tres mil pesos para ayudar a su compañero en desgracia.
También sé de otros casos de cáncer con gente que no tiene el suficiente dinero, no tiene cobertura de la sanidad pública ni  cuenta con seguro médico, esto es, carecen de los medios, no tienen derecho a la red de hospitales públicos y para atenderse en un privado hay que pagarlo.
Total que vivimos una situación surrealista en el tema de la salud y el derecho a curarse, cada vez más hay un mayor grupo de trabajadores cuyo contrato carece  del acceso al IMSS, ISSSTE, Salubridad, etc.
¿Qué hacen? Dejarlo a la suerte. Según Guillermo Barraza Amaya, director de Salud, de Axa “más de dos millones de familias pierden su patrimonio  por no tener seguro”.
En México, la cifra es escalofriante, el 0.5% de la población cuenta con un seguro de gastos médicos mayores, una ínfima minoría.
De acuerdo con la OCDE, en el país el gasto privado en salud per cápita es 9 de mil pesos, todo el año nos la pasamos automedicándonos, comprándonos una u otra medicina, pagando alguna que otra consulta y a lo  mejor algún ingreso por un mal menor.
Casi nunca realizamos un chequeo médico anual, el famoso check up, para tomarle el pulso real al estado de la salud y previendo el desarrollo de alguna enfermedad crónica. Insisto lo dejamos a la suerte, a ese estado de inconsciencia que nos asegura “a mí no me pasará”.
La realidad es que todos nos vamos a morir de algo y que hoy en día se habla de alargar la vida, vencer a la vejez, etc; pero las enfermedades siguen y siguen así como los accidentes inesperados.
No hay mejor forma de comenzar el año que ponerse uno en el centro de las necesidades, no importan los bienes materiales, lo necesario  es estar bien  y poderse atender con los medios en el momento preciso.
Antes de pensar en comprarse un coche y otros bienes materiales, le invito amigo lector a que adquiera un seguro de gastos médicos para usted y su familia.
Yo estoy en ese proceso, espero tener toda la información precisa para recomendarle uno realmente eficaz. Recientemente me dijeron que el mejor es el que utilizan los judíos en México. Ya le informaré al respecto.
P.D.  Le invito a compartir sus experiencias con los seguros de gastos médicos, sus denuncias o recomendaciones a mi blog: http//claudialunapalencia.blogspot.com
*Economista y columnista especializada. Con estudios de doctorado por  la Universidad de Alcalá, tiene dos libros publicados y participa en distintos foros de radio y televisión con opiniones sobre educación financiera, economía y finanzas personales.  Puede contactarla en: claulunpalencia@yahoo.com

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *