Home Por la Espiral Convenio becas posgrado GB
Por la Espiral - August 10, 2009

Convenio becas posgrado GB

POR LA ESPIRAL
*Claudia Luna Palencia

-Convenio becas posgrado GB
-Embajada Británica y Hacienda
-Distintas alternativas de estudio

 

 Recientemente, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) y la Embajada Británica firmaron un convenio para otorgar becas de posgrado a trabajadores de la dependencia oficial con ánimos de conseguir una especialización en el país británico.
 Hace algunos días, Sergio Hidalgo Monroy-Portillo, oficial mayor de la SHCP y Giles Paxman, embajador  de Gran Bretaña en México, signaron en Palacio Nacional un acuerdo para conceder becas económicas para los trabajadores de Hacienda que quieran cursar un posgrado en derecho, administración pública, planeación, economía y finanzas en universidades británicas.
 Por el momento lo que se sabe es que el convenio firmado otorgará hasta dos becas por año incluyendo  la colegiatura y la manutención del becario durante su estancia en Reino Unido.
Este convenio se suma a otros acuerdos dentro del esquema como becas Chevening, que cada año ofrece el gobierno británico en colaboración con otras organizaciones en varios países alrededor del mundo.
Precisamente, para el curso 2008/2009, un total de veinte estudiantes mexicanos recibieron una beca Chevening para realizar estudios de posgrado en distintas universidades británicas.
Cabe mencionar  que la convocatoria de becas Chevening estará abierta a partir del día primero de agosto y  hasta el 30 de  septiembre de 2009.
Si usted amigo lector está interesado puede consultar las bases en: http://ukinmexico.gob.uk o, www.britishcouncil.org.mx
A veces cuando dentro del territorio nacional no están disponibles los estudios de especialización que uno desea cursar, una buena opción es recurrir a la oferta de estudios en el extranjero. Casi siempre la experiencia resultará enriquecedora.
A COLACIÓN
 Ya que hablamos de becas, la  Sociedad de Fomento a la Educación (SOFES) señala que actualmente en nuestro país hay 2.2 millones de estudiantes en nivel superior; de los cuales más del 30% se preparan en instituciones privadas.
La tendencia, indica SOFES, es que en los próximos 10 años duplique la población en las universidades públicas y privadas. La presión poblacional por educación recaerá primero en las universidades públicas de por si ya saturadas, y luego buscará la alternativa de la educación privada. A partir de entonces los padres de familia harán cuentas de la disponibilidad de ingreso que tienen y tomarán una decisión.
De acuerdo con información proporcionada por Actinver, el costo promedio de pagar una carrera universitaria en una institución privada con colegiaturas moderadas es de 200 mil pesos, en este rango encontramos: a la Universidad del Valle de México San Ángel; la Universidad del Valle de México Campus San Rafael; Universidad del Tepeyac; Universidad Latinoamericana; Universidad Nuevo Mundo Albatros; Universidad Tecnológica de México; y la Escuela Comercial Cámara de Comercio.
Para el segmento intermedio, una carrera universitaria tiene un costo promedio de 290 mil pesos para instituciones como: Universidad Simón Bolívar; Universidad Las Américas; Centro Cultural Universitario Justo Sierra; Centro Universitario México; Universidad del Valle de México Tlalpan; y Universidad del Pedregal.
En el rubro alto, una carrera universitaria tiene una media de 460 mil pesos para las siguientes universidades: Universidad Panamericana; Universidad La Salle; Universidad Anáhuac; Universidad Iberoamericana; ITESM; Universidad Pontificia de México; Instituto Tecnológico Autónomo de México; y Universidad Intercontinental.
SERPIENTES Y ESCALERAS
 BBVA Bancomer y SOFES tienen un programa de  financiamiento universitario dirigido a personas desde los 17 hasta los 62 años de edad.
Entre las características generales del financiamiento universitario encontramos: 1) Los estudiantes podrán cubrir el 90% de la colegiatura a través de un crédito a tasa fija y sin penalidades por prepago. 2) El alumno cumplirá con 8 de promedio mínimo en cada trimestre, cuatrimestre o semestre. 3) El sistema otorga créditos de largo plazo sin garantía real para que las familias puedan hacer frente a los gastos de la educación sin comprometer su patrimonio. 3) El titular del crédito será el estudiante y tendrá como coacreditado al padre o tutor, quien deberá demostrar su capacidad de pago y contar con un expediente positivo en el Buró de Crédito. 4) Largo plazo hasta 12.5 años que incluyen gracia de pago de capital durante el periodo de estudio más 6 meses posteriores a la terminación de los mismos. 5) Tasa del 11.90% anual antes IVA. 6) Seguro de vida para el estudiante y el coacreditado, que en caso de fallecimiento de cualquiera de los acreditados cubre el saldo insoluto del préstamo.
Las personas interesadas en saber más de programas de financiamiento y becas crédito favor de ingresar a: www.sofes.com.mx.
En todo caso nunca debe olvidarse leer las cláusulas pequeñitas de este tipo de contratos, en los renglones del pago de la cuota de inscripción escolar – suele ser cuantiosa-, y de la que BBVA Bancomer no especifica su inclusión. Igualmente de las cuotas de reinscripción, pagos de cursos alternos, pagos administrativos por tira de materias, credenciales; y mesa para titulación.
Fundamentalmente cuando la persona obtiene una beca, sea crédito o de subsidio directo estilo Conacyt, es mejor preguntar de antemano a qué se compromete el becario una vez terminados los estudios.
No hacerlo puede implicar meterse en problemas futuros demasiado gordos, sobre todo cuando algunas instituciones obligan al becario a realizar determinadas jornadas laborales hasta que considera que ha sido totalmente cubierto con el trabajo del becario el costo de la beca, y suele ser peor en casos de becas crédito.
 Es mejor no quedarse con ninguna duda. Preguntar acerca de los compromisos futuros inmediatos,  si pueden contratarse en otro lado, qué sucede si se quedan a laborar en el país en el que se fue a estudiar.
Con becas crédito informarse sobre montos mensuales de pago, intereses, amortizaciones, periodos y penalizaciones.  Sobre todo tener mucho cuidado con dejar avales o documentos que lleven a hipotecar propiedades.
*Economista y columnista especializada. Es candidato a doctor por la Universidad de Alcalá, tiene dos libros publicados y participa en distintos foros de radio y televisión con opiniones sobre educación financiera, economía y finanzas personales.  Puede contactarla en: claulunpalencia@yahoo.com

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *