Home Cine “El carnaval de Sodoma”, filme alucinante de Arturo Ripstein en la Cineteca Nacional
Cine - April 16, 2009

“El carnaval de Sodoma”, filme alucinante de Arturo Ripstein en la Cineteca Nacional

Un burdel es el escenario donde
confluyen una serie de personajes
grotescos, pero, quizás,
demasiado humanos
Foto: Cortesía Cineteca Nacional

Por Benjamín Solís
Reportero Azteca 21

Ciudad de México. 16 abril de 2009. El Royal Palace, un burdel de tercera categoría regenteado por un chino en algún lugar de México, no tendría nada digno de conocerse si no fuera por la extravagancia de sus personajes y las atmósferas alucinantes que se viven en esta vetusta casona; sitio de sueños perdidos y reencontrados; deseos anhelados, complacidos o rotos; encuentros violentos o fraternales entre sus habitantes, pero sobre todo un lugar de fiesta, un burdel donde caben todas las historias sórdidas de amor, donde las mujeres y los hombres recrean ese microcosmos de excesos, en el Royal Palace pululan, tanto los bajos fondos como las ratas, todo en una muy sui géneris decoración de motivos orientales y circenses que nos recrean un universo dionisiaco, carnavalesco, atemporal, fantasioso, lo mismo prodigioso que decadente, un lugar y sus protagonistas con todas las letras del término “ripsteniano”.

“El carnaval de Sodoma”, de Arturo Ripstein (ciudad de México, 1943), que se exhibe en la Cineteca Nacional en su ciclo “Estrenos” es una película en cuatro actos (La china Lulú, La Mónica, Los tres mosqueteros y Los padres de la iglesia) donde se desarrolla la preparación de un carnaval en el burdel, con sus matices y anécdotas que surgen como único remedio contra el tedio; así, veremos a los oscuros personajes deambulando con sus sueños y perversiones, en momentos con lo mejor y lo peor de ellos.

En el Royal Palace se encuentran las vivencias del chino y su esposa Lulú; de las prostitutas, resaltando la historia de Mónica, una mujer obsesionada por la negra suerte en el amor al grito de una mala canción pasada de moda; están los parroquianos, tan prisioneros del Palace como las mismas putas que habitan en él; todos seres sin sentido: “la Patria”, un teporocho que escribe versos; un corrupto y enamorado inspector de sanidad; un poeta fracasado; un revolucionario de la vieja escuela; un buscapleitos que goza ser maltratado; un músico castrado; un cura asesino… En fin, una serie de sórdidos personajes que encuentran en el burdel su único aliciente contra el tedio o al pánico a la vida.

“El carnaval de Sodoma” es un largometraje hecho de pequeñas historias con un estudiado exceso visual que nos enseña las ya acostumbradas representaciones de Ripstein, aunque no por ello demerita la realización, al contrario, pues mediante el recurso del humor negro y seres sobreactuados, carnavalescos –apoyado por un excelente reparto pocas veces visto–, el director trastoca infinidad de situaciones y aspectos íntimos de la vida, es a través del juego irreverente y la simulación como el cineasta logra una historia fantástica que convive con la realidad, todo en la película es exagerado, irreal y donde se traspasan los límites de lo sensato, lo ordinario o justo, al grado de realizar un cine de lo absurdo, donde nada es tan simple como parece, sino que el mundo ripsteniano nos lleva a pervertir y mofarnos de la realidad que siempre es más terrible que la ficción.

“El carnaval de Sodoma” (México-España 2006), de Arturo Ripstein (basada en la novela homónima de Pedro A. Valdéz); guión, Paz Alicia Garciadiego; fotografía en color, Luis Sansans; música, David Mansfield; edición, Alejandro Ripstein; producción, Miguel Necoechea; reparto: Fernando Luján (padre Cándido), Alejandro Camacho (Ponciano), María Barranco (Mónica), Ernesto Gómez Cruz (indio), Patricia Reyes Spíndola (Eréndira), Carlos Cobos (“Travolta”), Erando González (Edoy), Gina Morett (“Mamota”), Marta Aura (“Caricoña”), Samuel Gallegos (Chang San).

Este jueves 16, en punto de las 18:15 horas, su director, Arturo Ripstein, y su guionista, Paz Alicia Garciadiego, presentarán la película en la Sala 4, “Arcady Boytler”, de la Cineteca Nacional.

Comentarios a esta nota: benjamin.solis@azteca21.com

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *