Home Libros El INAH publicó más de 60 textos sobre arqueología, antropología, historia y lingüística en 2008
Libros - December 31, 2008

El INAH publicó más de 60 textos sobre arqueología, antropología, historia y lingüística en 2008

Dentro de la Colección
 Científica, se editó el libro
'Fonología segmental y léxica
del mazahua', del
investigador Michael Knapp
 Foto: Cortesía INAH

Ciudad de México.- 31 de Diciembre del  2008.- (INAH) En este año que llega a su fin, el número de textos publicados por el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) alcanzó la cifra de 65 libros, en las diferentes colecciones y coediciones que edita sobre los estudios llevados a cabo en las diferentes especialidades que abarca la institución tales como arqueología, antropología, historia y lingüística, entre otras.

 

Bajo la coordinación de la Dirección de Publicaciones del INAH, las series Obra diversa, Regiones de México, Textos básicos y manuales, Colección científica, Divulgación y Premios INAH son sólo algunas en las que se registró el mayor número de ediciones.

 

Una de las colecciones que arrojó mayor cantidad de publicaciones en 2008 fue la Científica, a través de la cual lograron ver la luz textos como El patrimonio sumergido. Un modelo metodológico: la Sonda o Banco de Campeche, de Norma Guadalupe Peñaflores Ramírez, en el que se hace un recorrido por los trabajos que en materia de arqueología subacuática, se han llevado a cabo en la zona. El libro está contextualizado entre los siglos XVI y XX, con valiosa información bibliográfica y documental.

 

Dentro de esta misma serie se editó Lenguaje en piedra. Manifestaciones gráfico rupestres registradas por la Dirección de Salvamento Arqueológico, a cargo de Luis Alberto López Wario. El libro recupera el proceso de construcción del catálogo en el que se agruparon las manifestaciones rupestres localizadas en el país por dicha instancia desde 1976 a 2005; menciona que hasta la fecha son 171 sitios identificados con este tipo de patrimonio cultural.

 

Una de las publicaciones que despertó mayor interés entre los lectores no especializados fue La Santa Muerte. Protectora de los hombres, de la investigadora Katia Perdigón Castañeda, resultado de diez años de estudio en los que tuvo que ganarse la confianza de los seguidores del culto para poder obtener información de primera mano.

 

En el texto, la autora hace mención que el fervor a la muerte surgió en 1995 a partir de la crisis económica que afectó al país; por lo tanto, coincide con otros especialistas en que dicho culto a la santísima nace por la necesidad de las personas de creer en algo diferente.

 

Otra de las categorías editoriales es la dedicada a la publicación de aquellos trabajos galardonados con una de las preseas que otorga el Instituto año con año: la colección Premios INAH.

 

Tal fue el caso de El fardo funerario de la tumba 1 de Calakmul, obra de la especialista Renata Schneider, en la que hace una revisión a los trabajos de restauración y conservación que se aplicaron al conjunto de objetos hallados en la primera cámara funeraria del edificio XV de esta zona arqueológica de Campeche. Este proyecto fue distinguido con el Premio INAH Paul Coremans, en su edición 2006, dentro de la categoría al mejor trabajo de conservación de bienes muebles.

 

Como parte de los estudios de lingüística y dentro de la Colección Científica, se editó el libro Fonología segmental y léxica del mazahua, del investigador Michael Knapp. Esta lengua es, sin duda, una de las más representativas de la zona centro del país; su alto número de hablantes permitió al autor realizar un profundo estudio fonológico, así como del papel que juega dentro de la gramática de esta habla.

 

Mención aparte merece la reedición de textos que el INAH publicó por primera vez décadas atrás, como el titulado Atla: etnografía de un pueblo náhuatl, de José de Jesús Montoya Briones, que originalmente vio su primera publicación en 1964, y su primera reimpresión este 2008.

 

La obra aborda los aspectos etnográficos que caracterizaban en los años sesenta a la comunidad conocida como Atla, perteneciente al municipio de Pahuatlán, enclavado en la Sierra Norte de Puebla. Con dicho texto, Montoya Briones se consagró como investigador a la escasa edad de 23 años, producto de los estudios que hizo a lo largo de un año que vivió en dicha población.

 

En cuanto a las instituciones con las que el INAH lleva a cabo coediciones de manera más frecuente destacan la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), el Fondo de Cultura Económica (FCE), el Instituto Nacional de Migración (INM) y el Grupo Editorial Miguel Ángel Porrúa.

 

Entre las coediciones destacaron el año que termina Pan, trabajo y hogar. El exilio republicano español en América Latina, (INAH-INM) en el que su autora, Dolores Pla Brugat, brinda un amplio panorama sobre la llegada de miles de españoles y españolas a territorio americano, quienes huyeron de la guerra civil que sufrió España a finales de los años treinta.

 

En 2008 también destacó una relativamente nueva colección dedicada a los niños que comienzan a leer y escribir, llamada Aprender con fotos, la cual con apenas dos números publicados voltea a un sector de la sociedad que por lo general es poco atendido. El primero de estos textos estuvo dedicado al fotógrafo Nacho López y la temática de los oficios, mientras que el segundo giró en torno a Tina Modotti.

 

Cabe mencionar que también se llevó a cabo la edición del disco compacto número 50, de la colección Testimonio Musical de México, con el cual se cumplen 40 años de la fundación de la Fonoteca del INAH. Para su realización se invitó a cerca de 30 etnomusicólogos que aportaron sus conocimientos para lograr cinco horas de música representativa de las diferentes regiones del país.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *