Home Por la Espiral FMI: riesgos agudizados
Por la Espiral - October 13, 2008

FMI: riesgos agudizados

POR LA ESPIRAL
Claudia Luna Palencia

-FMI: riesgos agudizados
-Acciones y decisiones
-EUA más de la ruta recesiva

Una crisis global requiere de soluciones globales, no de medidas unilaterales. La búsqueda de consensos es prioritaria ningún país debe quedar al margen dado que todos en distintas magnitudes están siendo víctimas de la ausencia de confianza.
    Hoy por hoy el tema es restaurar la credibilidad en las instituciones, el marco financiero y el margen de maniobra.
    No se trata de dar por muerto al capitalismo, ni a la economía, como muchos catastrofistas intentan hacerlo contribuyendo con ello al fomento de la incertidumbre.
    Lo que  debe hacerse es calmar a los especuladores, reestablecer el poder de las instituciones públicas y primordialmente de las instituciones privadas que son las que en buena parte generan empleo y participan en la generación de la riqueza. Se tiene que apoyar a la iniciativa privada.
    Además los ciudadanos debemos estar conscientes de que a la economía global le aguardan un par de años difíciles, nos toca apretarnos nuevamente el cinturón, apechugar con políticas austeras y contratos laborales desfavorables.
     Para la reflexión queda que en  el fondo de esta crisis financiera hay algo más que inversiones riesgosas, financiamientos riesgosos, falta de provisiones, supervisones laxas, regulaciones que no existen, tenemos una velocidad de circulación del dinero junto con una tecnología sofisticada a tiempo real que rebasan al marco de las propias instituciones, que superan al entramado internacional, con un capitalismo que va manifestando los efectos de la  inmersión  de las otroras economías del Este y de la expansión del gigante chino que va alterando todo cuanto toca.
    No es sólo culpa de las hipotecas subprime es una lección del capitalismo que siempre está ocultando sus operaciones riesgosas, que va quedándose corto con sus lecciones de mercado libre para satisfacer las necesidades de las economías no comunistas y denodadamente capitalistas; de una creciente masa de población en edad de producir y que no encuentra trabajo, ni ingreso suficiente; y de empresas que tienen que vender sus productos a crédito aunque para ello incurran en riesgos.
A COLACIÓN
    En los últimos meses, en especial octubre, las cosas van de mal en peor. Para el ciudadano global el llamado es a la calma, la precaución y evitar riesgos en su propia economía personal y familiar.
    En estos momentos desendeudarse es conveniente, lo prudente es no adquirir deudas para los próximos 24 meses y cuidar el trabajo es la máxima   prioridad. Por lo pronto, olvídese de comprar una casa a crédito, de obtener dos o más tarjetas de crédito, de arriesgarse para cambiar de trabajo, este es momento para hacer todo lo contrario: para no gastar demás, no endeudarse innecesariamente, y si puede ahorrar un poco mejor hágalo.
    También es recomendable estar al tanto de lo que dicen los organismos locales e internacionales y sobre todo, evitar planes de inversión que ofrecen pagar tasas de interés desorbitadas, porque son un gancho ante la falta de liquidez imperante en el sistema.
.    Desde días atrás, el Fondo Monetario Internacional (FMI) dio a conocer que el estado del sistema financiero mundial ha empeorado desde la evaluación, en abril del 2008.
 El proceso de desapalancamiento en marcha se ha acelerado y amenaza con convertirse en un proceso desordenado y aumentar el riesgo de un grave círculo vicioso de repercusiones adversas entre el sistema financiero y la economía en sentido más amplio.

El FMI señala que las condiciones monetarias y financieras se han vuelto aún más restrictivas; la disposición a asumir riesgos es cada vez menor, y los riesgos mundiales macroeconómicos, de crédito, de mercado, de liquidez y de los mercados emergentes  han acrecentado.
En la edición de octubre, del informe del FMI sobre la estabilidad financiera mundial (Global Financial Stability Report, GFSR por su sigla en inglés), se resalta la determinación de los gobiernos de responder a los desafíos, empero, la publicación subraya que para reestablecer la estabilidad financiera sería beneficioso un compromiso colectivo de las autoridades de hacer frente a los desafíos de manera efectiva.
    El organismo internacional considera que el   sistema financiero mundial ha sufrido tensiones sin precedentes en los últimos meses, y la situación se deterioró considerablemente desde la primavera boreal.
    El FMI hace eco para tomar medidas concretas para revertir la  insuficiencia de capital, la desvalorización de los activos y la disfuncionalidad del mercado de financiamiento.
Mediante un  enfoque integral de esta naturaleza, de ser  coherente entre los distintos países, debería ser suficiente para reestablecer la confianza, lograr que los mercados vuelvan a funcionar debidamente y evitar que la economía mundial entre en una fase descendente más prolongada.
GALIMATÍAS
    Estados Unidos sigue siendo el epicentro de la crisis, como sucedió en 2001 cuando el 11 de septiembre el terrorismo nos metió a todos en un cambio global.
    Pero esta vez no fueron sendos aviones sino una crisis de proporciones desconocidas.
    Demasiadas cosas malas en la economía estadounidense indican el camino de la recesión.
    Estudios Económicos de Scotiabank Inverlat indica al respecto que durante agosto el crédito al consumidor redujo en 7.9 miles de millones de dólares, 3.7% mensual anualizado, la primera bajada en una década.
El índice de tendencias del empleo de The Conference Board continuó bajando entre agosto y septiembre, de 109.3 a 108.4, lo que representó un descenso mensual de  0.8% y anual de casi 10%, sugiriendo que, dado su deterioro tan pronunciado, la tasa de desempleo podría exceder el 7% hacia 2009.
También en Estados Unidos, los inventarios mayoristas de mercancías crecieron 0.8% en agosto, menos que el mes previo (1.5%), pero más que lo esperado (0.4%), pero sus ventas redujeron 1%, segunda bajada continua y tercera no consecutiva del año, derivado de menores ventas de bienes durables (-1.5%), entre ellos autos y computadoras, así como de bienes no durables (-0.1%), destacando petróleo.
En este sentido, el FMI advierte que probablemente las pérdidas declaradas en relación con préstamos y activos titulizados originados en Estados Unidos seguirán aumentando hasta 1.4 billones, frente a una estimación de 945 mil millones de dólares.
    El organismo indica que continuará el nerviosismo de los ahorradores y que el reporte de los estados financieros de las empresas en el tercer y cuarto trimestre del año revelará  el grado de duración de la crisis.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *