Home Por la Espiral Informalidad creciente
Por la Espiral - March 5, 2008

Informalidad creciente

POR LA ESPIRAL
Claudia Luna Palencia

-Informalidad creciente
-La otra economía
-Desafío para gobernantes

En México, la economía informal es una de las más altas del mundo, equivale a un tercio del PIB. El Fondo Monetario Internacional (FMI)  estima  que anualmente moviliza en promedio 284 mil millones de dólares.
El mismo organismo llama la atención al respecto de la consolidación de la economía informal en un primer grupo de países –entre los que se encuentra México- que son tan heterogéneos entre sí pero que al mismo tiempo tienen determinados rasgos comunes que derivan de su grado de participación en el mercado internacional y el comercio global.
A partir de la teoría del libre comercio que enarbola la especialización, reducción de costos, maximización del producto y la ganancia; y la utilización de las ventajas comparativas y competitivas, consideramos pertinente ubicar al fenómeno de la economía informal, propiamente en la manifestación del empleo informal, como una forma de proveer de ventajas  a la producción de la industria maquiladora en su rama de exportación y al mismo tiempo servir de reducto para la colocación en el mercado nacional de las mercancías que no son vendidas  en el comercio internacional por distintas razones.
Esto es dentro de la heterogeneidad, no  siempre la informalidad es una explicación del desempleo o alta carga fiscal e incluso de forma hipotética considero que  crecimientos sostenidos a futuro tampoco terminarían por resolver dicha problemática.
Habría que analizar otros reactivos como la corrupción, la necesidad de adoptar criterios de gobernanza y el rol de la maquiladora para competir internacionalmente.
A la fecha, la  economía informal es interpretada desde las siguientes perspectivas: 1) Economía subterránea o sumergida (CEPAL). 2) Economía paralela (FMI). 3) Sector informal o economía informal (OIT). 4) Economía no estructurada (OCDE y OIT). 5) Economía paralela (Banco Mundial). 6) Economía oscura o black economy o black shadow (UE y Reserva Federal). 7) Subempleo (OIT). 8) Economía libre. 9) sector no reconocido. 10) Ambulantaje o venta callejera. 11) Sector excluido (Banco Mundial y PREALC). 12) Actividad económica no regulada (De Soto).  13) Economía clandestina. 14) Actividades escondidas.  15) Actividades disfrazadas.
Por regla se hace alusión a “esa otra cara” de la economía, a un inframundo  que paradójicamente es demasiado visible y en cuyas operaciones participamos a veces de forma consciente o subconsciente.
A COLACIÓN
Si hacemos mención a los fisiócratas, en cuanto a la comparación de los procesos económicos con el cuerpo humano, la economía informal es el aparato digestivo de una economía al convertirse en paso y receptáculo de todo tipo de nutrientes, buenos y malos, y que realiza procesos de intercambio e interrelación con los canales de la llamada economía formal; misma que, es verdad, presenta tumoraciones y demanda un tratamiento preciso.
Podemos trasladar a un diagrama simple la interactuación entre la economía y la economía informal o sector informal.    Aunque se cree que son dos aparatos distintos no puede entenderse las actividades informales sin el resguardo de la economía. Por muchos años las hipótesis sobre el particular han circundado la idea de dos brazos totalmente distintos y desconectados, uno de los cuales está deformado.
No obstante, poco  a poco, va cambiando la noción de dos economías distintas que no se comunican entre sí y en la que una resulta más afectada por las evasiones que ejerce la otra.
Si la teoría del libre comercio sirve de impulso a países como México tenemos entonces que determinados sectores e industrias insertadas en la economía pueden estar utilizando insumos, factores de la producción y canales de la distribución de la economía informal para reducir costos, ahorrar tiempo, pagar mano de obra barata y colocar productos en la economía subterránea.
Otro tipo de  controversia surge también por la forma de llevar a cabo el diagnóstico del fenómeno. Así podemos encontrar que: 1) Se habla de la informalidad a partir de las relaciones de producción. 2) Partiendo de la  naturaleza de las actividades laborales. 3) Por su detección en los canales de distribución. 4) O acerca de la  estimación económica del daño provocado por la evasión del pago de impuestos, rentas, contribuciones, contratos laborales y desviaciones en la seguridad social
GALIMATÍAS
La  informalidad, a partir de la naturaleza de sus actividades laborales, es minuciosamente estudiada por la  Organización Internacional del Trabajo (OIT) con la visión de que  “son trabajadores informales aquellos por cuenta propia (con la excepción de las profesiones liberales), los familiares no remunerados, el servicio doméstico; empleadores y empleados de pequeñas empresas”.  
Al ser las mercancías y el trabajo de las personas las manifestaciones más visibles de la informalidad, en los últimos años hay un  énfasis en las relaciones laborales informales y en sus contribuciones en las economías.
En 1998, la Comisión Europea bautizó al trabajo informal como “trabajo no declarado” para referirse a “cualquier actividad retribuida que es legal en cuanto a su naturaleza pero que no se declara a las autoridades públicas”.
La Comisión Europea estimó que las actividades informales significan entre el 7% y el 16% del PIB de la UE y que el trabajo no declarado genera puestos de trabajo entre el 7% y el 19% del empleo total declarado.
Siguiendo la naturaleza de las actividades laborales llegamos a  la  herencia de  Keith Hart (1973) a quien se le atribuye el término de “sector informal” al estudiar en la década de los setenta la migración campo-ciudad en Ghana y notar la formación de cinturones de miseria que al mismo tiempo encontraban en la realización de actividades informales una forma de subsistencia.
En la misma  época la OIT utilizó por vez primera el término “sector no estructurado”  para resumir  “las actividades de los trabajadores pobres que no eran reconocidas, registradas, protegidas o reguladas por las autoridades públicas”.
De origen tenemos que la economía informal es una fuente importante de empleo en el mundo. Aunque existen variaciones importantes en su magnitud y composición es un fenómeno existente tanto en países desarrollados como en desarrollo.

Por su enorme peso dentro de la Población Económicamente Activa (PEA) a nivel mundial, se estudian distintas vertientes para valorar si es loable extender los esquemas diseñados de protección y seguridad social del sector formal de la economía hacia el sector informal laboral.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *