Home Música “Asian Dreamland”, un disco con canciones exóticas de cuna y… de diván
Música - April 3, 2007

“Asian Dreamland”, un disco con canciones exóticas de cuna y… de diván

Este es uno de los más recientes
discos de Putumayo Kids, que
contiene diez piezas representativas
 de canciones de cuna del
continente asiático
Foto: Azteca21

Por Darío S. González Moreno
Reportero Azteca 21

Ciudad de México. 2 de abril de 2007. La infancia es un momento mágico, plagado de curiosidad por conocer el mundo y se caracteriza por su vitalismo e inquietud constantes. ¿Quién duda del derroche de energía que todo niño hace a diario? Quizá a eso se deba que cada pueblo haya inventado un repertorio de canciones de cuna, las cuales ayudan a los padres a tranquilizar a sus hijos al momento en que, pese a sus negativas, deben reparar sus energías gastadas en un plácido sueño.

Considerando lo anterior, se agradece que el sello Putumayo Records haya incluido en su producción una línea de música dedicada a los niños cuya selección, al igual que la de todos sus discos, está garantizada por los musicólogos de esta reconocida casa disquera.

A esta distinguida familia pertenece el álbum “Asian Dreamland”, uno de los más recientes discos de Putumayo Kids, que contiene diez piezas representativas de canciones de cuna del continente asiático.

El mundo oriental es reconocido por su misticismo y su reiterada propensión hacia la armonía con el yo y con la naturaleza, tal es la razón por la cual las canciones del disco son apacibles, relajantes y exóticas, pero no debemos olvidar que se trata de canciones de cuna, por lo que también podemos encontrar en ellas mucha ternura, la misma que la madre le profiere a su amado hijo desde su dulce regazo.

Ahora que, más que “de cuna”, podemos nombrar a estas canciones “para antes de dormir” o “para relajarse”, porque si bien fueron pensadas para niños, no son exclusivas de ellos, sino además de toda persona que desee olvidarse un momento del estrés y el ajetreo cotidiano y decida construir su pequeño oasis para fortalecerse y volver a sus actividades con mejor humor y paciencia.

Voces y cantos dulces y melodiosos; sonidos exóticos provenientes de instrumentos propios de regiones como Japón, China y la India, hasta universales como el correr del agua, el paso del viento, el trinar de las aves, todo se amalgama con el fin de obtener las diez piezas que los expertos de Putumayo Kids seleccionaron para lograr la misión de esta empresa: entretener y educar a través de música divertida y rítmica.

Ya sea para el niño que llevamos dentro, el hijo nuestro o ambos, el álbum “Asian Dreamland” ayudará a mejorar nuestro humor y concepción positiva del mundo.

Comentarios a esta nota: dario.gonzalez@azteca21.com

¿Libros sobre budismo? Visita www.vialibros.net y encuéntralos.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *