Home Por la Espiral Franquicias: gama de oportunidades
Por la Espiral - February 8, 2007

Franquicias: gama de oportunidades

POR LA ESPIRAL
Claudia Luna Palencia

-Franquicias: gama de oportunidades
-La FIF cita obligada para interesados
-Negocios con distintos rangos de capital

 Comenzó el año, y usted querido lector, está decidido a independizarse mediante un negocio propio, posiblemente  todavía no decide el ramo, el estilo, tiene dudas acerca de si el capital reunido le será suficiente, y a la fecha mantiene sendas lagunas administrativas y de marketing. Muy bien, usted es de los candidatos idóneos para asistir a la próxima Feria Internacional de Franquicias (FIF).
 Si es usted emprendedor, responsable, tenaz y cuenta con unos ahorritos, debería darse una vuelta por la trigésima edición de la FIF, del  28 de febrero al 2 de marzo, en el World Trade Center de la ciudad de México.
 Es una perfecta oportunidad para resolver las dudas, conocer al mundo de la franquicia en México, los diversos sectores propuestos,  las experiencias personales de algunos franquiciatarios e incluso atreverse a preguntar por los secretos del negocio.
 En el marco de este evento estarán exhibidas una amplia gama de empresas del sector de las franquicias dispuestas a seguirse expandiendo. Algunas novedades serán el anuncio de Pollos Río y Potzolcalli como  franquicias.
 Cabe añadir que el mundo de la franquicia no se limita únicamente al ramo de la comida, también hay mercerías, boneterías, farmacias, zapaterías, papelerías, puntos de venta de boletos de avión, de teléfonos celulares; otros servicios como peluquerías, spas, tintorerías, decoración de interiores; etc.
Así es que en la próxima feria habrá  4 pabellones con firmas o marcas de Estados Unidos, España, Brasil y la presentación por vez primera de Portugal. En total 50 franquicias extranjeras a las que habrá que sumar las 255 nacionales que estarán presentes.
A COLACIÓN
El sistema de franquicias nació en Estados Unidos a finales del siglo XIX y alcanzó su plenitud a partir de la década de 1950. En México, la aparición de las franquicias fue posible hasta 1989 con la creación del Instituto Mexicano de la Propiedad Intelectual (IMPI), para que sirviera de marco para la implementación de este tipo de negocios en el país.
A partir de entonces las franquicias han proliferado convirtiéndose en un soporte importante de una nueva forma de sociedad, de hacer empresa, de motivación y atracción para cientos de jóvenes y familias que le apuestan a una inversión productiva.
En promedio anual las franquicias generan ventas por 4 mil millones de dólares en el mercado mexicano conformado hasta ahora por 550 franquicias de 65 giros distintos: el 35% participan en varios; el 24% en los servicios; el 23% en alimentos y restaurantes; el 10% en ropa y el 8% en construcción y bienes raíces.
La mayor parte de las franquicias se encuentran en el Distrito Federal (75%); el 11% se ubican en la región Centro y Occidente; el 5% en la región Noroeste; y el 9% en el resto del país.
Por origen, el 60% de las franquicias son mexicanas y una mayoría requieren de insumos nacionales y únicamente son importados el 25% de éstos.
Por cuestión de experiencia, la Asociación Mexicana de Franquicias apunta que más de la mitad de los negocios independientes desaparecen antes del segundo año, en tanto que el 95% de las franquicias siguen operando después de los cinco años.
Es una referencia notable para evaluar y tomar en cuenta antes de decidir cuál podría ser el camino más certero para la inversión que se piensa llevar a cabo.
También sirve de parámetro que el potencial de expansión de las franquicias en el mercado nacional sigue la misma tónica prevista para el mercado mundial, con un crecimiento en promedio de entre el 10% y el 12% anual.
Por tanto, un negocio bajo el sistema de franquicias puede ofrecer una serie de ventajas que el futuro empresario puede elegir dependiendo del negocio qué quiera emprender. Hay tres tipos básicos: 1) Franquicia de formato de negocio (la gran mayoría). 2) Franquicias de distribución exclusiva (basadas en productos exclusivos). 3) Franquicia de producto y marca. Igualmente existen diferentes categorías de las franquicias: Individual (la más común), múltiple, regional y maestra internacional.
La franquicia contiene los siguientes elementos: 1) Productos probados y aceptados. 2) Bienes y servicios que ofrecen un plus al consumidor final. 3) Demanda a largo plazo. 4) Transmisión de conocimientos vía manuales, capacitación y asistencia técnica (apoyo continuo). 5) Conocimiento de la inversión total antes de emprender el negocio. 6) Estrategias de mercadotecnia y comercialización probadas por el franquiciante que son transmitidas inmediatamente al franquiciatario para la aplicación en su negocio o punto de venta.
La mayor parte de la asesoría la brinda la Asociación Mexicana de Franquicias mientras que el IMPI juega un papel jurídicamente fundamental para el registro de todo lo referente a protección industrial, marcas, derechos y patentes.
GALIMATÍAS
En  diversas tiendas de autoservicio se puede encontrar un stand que se dedica a la venta de agua de coco. La empresa se llama Coco Express SA de CV, tiene una marca registrada de origen en Guadalajara, Jalisco.
Coco Express es un ejemplo de expansión: en la actualidad tiene 82 sucursales en todo el país; 70 son franquiciadas y 12 son propiedad directa del dueño de la marca.
El monto inicial de inversión señalado para la franquicia es de entre tres mil 400 y 7 mil dólares y el franquiciatario tiene que cumplir con una serie de requisitos además de pagar una cuota de regalías de 300 dólares a partir del cuarto año.
Otro ejemplo es Benedettis Pizza SA de CV, con 90 sucursales en todo el país: 69 son franquicias; 21 pertenecen directamente al dueño. Para ser franquiciatario de Benedettis hay que reunir una inversión inicial de un millón 450 mil pesos, cumplir con otra serie más de requisitos y comprometerse a pagar por cuota de regalías, el 5% por operación y el 3% por publicidad, de forma anual.
Desmenuzamos dos casos, quedan muchísimos más, es cuestión de explorar y adentrarse en el mundo de las franquicias.
Cada día más marcas típicamente mexicanas se animan a convertirse en franquiciantes y cada día hay más personas interesadas en ser franquiciatarios, así es que el boom continuará para beneficio, desde luego, de la economía en su conjunto.
De hecho algunos que se han consolidado están apuntando hacia Estados Unidos, un mercado potencial, atractivo para el posicionamiento de diversas marcas mexicanas. Este país cuenta con una población de origen mexicano que la ubica como una de las minorías más importantes, y tienen ingresos y añoranzas por los sabores a México.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *