Home Paisanos Reconocen ventajas de aprender español y ser bilingüe en escuelas de EU
Paisanos - December 25, 2006

Reconocen ventajas de aprender español y ser bilingüe en escuelas de EU

Los partidarios del programa dicen que
 las recompensas bien valen el esfuerzo
Foto: Internet

Indianapolis, Indiana.- 25 de Diciembre del 2006.- Como muchos niños que ingresan al jardín de infantes, Álex Huettl ignoraba qué podía esperar en su primer día de clase.

Su madre le había explicado el excepcional programa que le aguardaba en la escuela Forest Glen Elementary. Pero el niño se quedó desconcertado cuando escuchó que su maestra sólo hablaba en español.

"No entendió una sola palabra de lo que la maestra estaba diciendo", recordó Sue Huettl. "Pero rápidamente se puso al día. Es asombrosa la rapidez con que aprenden ese idioma".

Forest Glen es una de las 39 Academias Internacionales de Español oficialmente habilitadas en Estados Unidos y en Canadá. Su socio es el Ministerio de Educación y de Ciencias de España.

La mitad de la instrucción ofrecida en ese programa se realiza en escuelas primarias. Además de español, se enseña matemáticas, ciencia y otros temas. A nivel de colegio secundario, al menos un 30% de la enseñanza es en español.

Los partidarios del programa dicen que se trata de algo único. En el estado de Indiana, por ejemplo, apenas un 2% de los estudiantes de escuela primaria aprenden otros idiomas, comparado con un 10% entre los estudiantes de los primeros años de colegio secundarios, y un 44% de estudiantes en los últimos grados, según el Departamento de Educación estatal. En Forest Glen, alrededor de 280 de los 700 escolares participan en el programa. Otros estudiantes reciben cotidianamente 30 minutos de clases de español.

El método de inmersión total en otra cultura puede resultar intimidatorio para algunos padres. Algunos dicen que es extraño oír a un hijo leer primero en español, antes que en inglés. Y ayudarlos en las tareas es muy difícil porque también las instrucciones están en español.

Los partidarios del programa dicen que las recompensas bien valen el esfuerzo. Los estudiantes bilingües son buenos en inglés, adquieren independencia para aprender, y tienen la ventaja de un segundo idioma cuando llegan a la madurez y comienzan a buscar trabajo.

"Es crucial que los niños aprendan suficiente español para comunicarse", dijo Linda Murphy, que al principio no quiso saber nada del programa, pero ahora se siente feliz de que sus dos hijos estudien en español. "Yo les digo a mis hijos que sin importar lo que hagan con su vida, contar con un segundo idioma los ayudará".

Sus hijos, Amanda, que está en octavo grado, y Joseph, que está en quinto, aprendieron a hacer los deberes por su cuenta pues no pueden pedir a su madre que los ayude, aunque la escuela ofrece una línea telefónica de ayuda en inglés, en caso de que los padres deseen ayudar a sus hijos, dijo Murphy.

"Ellos aprendieron cómo ser realmente autodidactas", dijo la madre.

Nikki Woodson, directora de Forest Glen, dijo que los niños que ingresan al programa pueden leer, escribir, hablar e incluso pensar como personas cuya lengua materna es el español.

"Nuestros niños adquieren vocabulario académico. Nuestros niños adquieren acentos locales", dijo. "Es una increíble experiencia en materia de lenguaje".

Algunos estudiantes tienen dificultades al principio al oscilar entre los dos idiomas, dijo Adriana Melnyk, coordinadora de lenguajes del Departamento de Educación de Indiana. Los alumnos de esos programas tal vez bajan sus puntajes en las pruebas durante el tercer grado, señaló Melnyk, sobre todo si se les enseña sólo el español y luego se les hacen exámenes en inglés.

"Pero, luego de esa baja en el puntaje", añadió, "son capaces de hacer las conexiones [entre ambos idiomas] y descuellan" en las calificaciones.

Hay Academia Española Internacional en 11 estados norteamericanos y en Canadá. Cuatro escuelas en Indiana, todas en Indianapolis, ofrecen esos programas.

Las escuelas tienen acceso a recursos del Ministerio de Educación y de Ciencias de España. Eso incluye profesores visitantes, intercambios escolares y materiales para el aula.

El Ministerio de Educación y de Ciencias de España espera que el programa se amplíe a nivel nacional, al crecer el interés, dijo Gisela Conde, que trabaja en la embajada española en Washington, D.C.

Álex Huettl, quien está ahora en séptimo grado, continúa con su programa de inmersión total en español en el colegio Craig. También ha comenzado a estudiar francés. Su hermano menor, Sam, que se halla en tercer grado, participa del programa de inmersión total de español, en Forest Glen.

"Cuando son más pequeños, creen que es divertido aprender algo diferente", dijo Sue Huettl. "A medida que crecen, comienzan a advertir las ventajas" de saber español. "Contar con esa capacidad es algo inestimable".

(Agencias)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *