Home Política El futuro de los presidenciables mexicanos, según la astróloga argentina Marisa Pretz
Política - December 26, 2005

El futuro de los presidenciables mexicanos, según la astróloga argentina Marisa Pretz

La rubia Marisa Pretz, astróloga argentina
 de visita por México
 Foto: Azteca21

Por Carlos Coronel
Reportero Azteca 21

Ciudad de México. 23 de diciembre de 2005. “Cuando Saturno hizo la oposición con Plutón sobre el ascendente de México, ahí empezaron a saberse una cantidad de cosas que estaban bajo tierra en este país”, comienza a decir la rubia Marisa Pretz, astróloga argentina de visita por México.

La autora del libro “Guía Astrológica Vivencial 2006” (Grijalbo, 2005) explica el significado de este desenterramiento para la nación azteca: “Hubo un cambio a nivel intelectual, que se gestó a partir del año 1994, con todo el tema del ‘Efecto Tequila’, el levantamiento en Chiapas, con los dos asesinatos (de Luis Donaldo Colosio y de Francisco Ruiz Massieu) y la devaluación. Por eso, en 2001, se destapó la olla en este país”.

Según la astróloga de signo Escorpión y con influencias en Piscis y Acuario, los planetas efectuaron un “movimiento de cintura” y se necesita de una mayor capacidad de adaptación para enfrentar los nuevos cambios, más tratándose de México, cuya carta astral proyecta siempre la sombra del autoritarismo.

“La Casa 10 -que es el centro de la autoridad- en oposición con el Sol en Piscis revela una fuerte división de la sociedad: indica que los mexicanos, si no tienen un gobierno omnipotente y fuerte, ni(siquiera) votan por ese candidato. Como tienen el Sol en la Casa 4, son un pueblo muy sometido por un gobierno bastante autoritario y rígido. Pero no se trata específicamente del PAN, del PRI o del PRD, es cualquier gobierno que venga. Éste es un estigma muy grande en los mexicanos.”

Los 110 millones de mexicanos tienen que enfrentar su karma colectivo. Con la carta natal sostenida entre sus manos -elaborada a partir de la fecha de fundación de la nación, el 15 de septiembre de 1810, en Dolores, Hidalgo, con hora de 23:30, según registros muy antiguos-, Pretz avisora cambios más coyunturales y muy sorpresivos. “Va haber mucha ruptura. Obviamente, si viene un gobierno que permita hacer un buen movimiento de cadera, preste atención al pueblo y apueste a los cambios en salud, en los gremios, en las relaciones laborales -favorables desde diciembre del año 2006 hasta julio de 2007-, la ruptura que se produce entre marzo del año 2007 hasta marzo del 2009 será menor, porque en esos dos años habrá una crisis muy grande en México. De todas maneras, la ruptura acontecerá porque ya está marcada.”

Pretz estudió psicología y luego entró a la escuela astrológica más grande de Buenos Aires, dirigida por el famoso Eugenio Carutti. Allí tomó cursos de psicología jungiana, astrología política y terapia de vidas anteriores, antes de abrir en 1993 su propia institución de enseñanza, en su natal provincia de Córdoba. Casada y madre de dos hijas, actualmente enfoca todas sus energías a la escritura de libros.

“Lo que más me llama la atención de esta carta nacional”, continúa, “es que tiene el ascendente en el último decanato de Géminis, o sea que lo que viene a aprender México es a flexibilizarse, a asociarse con el resto del mundo a través de pactos, de tratados de grandes negociaciones”.

Madrazo: caída y escándalo

A pesar de haber visto acotadas sus aspiraciones presidenciales en los últimos meses, para Marta Sahagún, Elba Esther Gordillo y Beatriz Paredes Rangel habrá tiempos favorables.

De acuerdo con Pretz, en la carta de México hay dos signos muy bien aspectados. El primero es Escorpión, que es el signo del poder, favorecido por la pasada de Júpiter. Y en la carta de México figuran la presencia de dos planetas, Venus y Urano. Implica entonces por un lado que “la mujer asoma al poder, por lo que a partir del año 2006 se notará mucho en candidaturas para diputadas, senadoras, secretarias de Estado y otros puestos también”. De manera semejante, todos los candidatos con Escorpión van a estar “realzados”.

El otro signo impulsado es Leo, por su paso en Saturno, que funciona de modo singular: con regente Capricornio, es una autoridad, es la firmeza, representa los objetivos, el status quo. “Como todos los procesos en astrología tienen una doble lectura, si el político no se comprometió con el pueblo, ni tampoco honestamente con sus socios, Saturno lo tirará abajo, como decimos los argentinos, de cola al piso.

Si hicimos bien las cosas, entonces consolidará sus posturas”, descifra la astróloga sudamericana.

En el caso del priísta Roberto Madrazo -nacido el 30 de julio de 1952, a las 23:00 horas en Villahermosa, Tabasco-, su carta astral tiene cuatro planetas en
Escorpión: el Sol, que es la autoconciencia; Venus, que alude a la forma diplomática y política para desenvolverse, y la forma de amar y de unirse a otras personas; Saturno, que es el poder y la autoridad; y Mercurio, que apunta a las negociaciones, el dinero y los recursos ajenos. “Si Madrazo no fue honesto, no hizo las cosas bien, se le viene el mundo encima entre noviembre de 2005 y julio del 2006, debido a que Júpiter le hace cuadratura al Sol y Saturno la conjunción.”

Como él tiene la Luna y Marte en Escorpión, mientras Júpiter pasa por allí, todo lo exacerba, agranda todo, lo malo y lo bueno. “Si hay algo que está tapado, que tiene que ver con procesos ocultos, egoísmos y todo lo relativo a dominar a través de la voluntad individual, esto sale para afuera y, como aparece en la Casa de los Socios, indica oponentes muy fuertes por Júpiter, que ejercerán presión para levantar tantas cosas ocultas.”

La también autora de “Previsiones 2004” resume el futuro para el candidato priísta: “Yo veo que es muy difícil que gane, a pesar de que mucha gente cree que puede dar una sorpresa. Pero está mal aspectado porque hizo cosas mal que influenciarán en su imagen pública.
La pasada de Saturno la tiene desde el año 2002 hasta febrero del año 2008, en oposición a su planeta Leo, que disolverá de tal modo su imagen que, tarde o temprano, llegue o no al poder, decae este señor con pocas posibilidades de sobrevivir”.

Obrador: imagen disuelta

Nacido en Tepetitán, Macuspana, el 13 de noviembre de 1953, a las 2:10 de la mañana, de signo Escorpión y, como su acérrimo enemigo, tiene cuatro planetas en su signo. Marisa se detiene en un detalle que le llamó poderosamente la atención: “Todos los candidatos que llegaron a postularse están bajo el signo de Escorpión y Leo, por los tránsitos justamente de Saturno y Jupiter”.

El perredista tiene el tránsito ascendente en Virgo, por lo que viene a aprender la humildad, a perfilarse desde una postura más humilde, más comprometida desde el trabajo y el servicio en equipo. “Lo que tiene muy adentro instaurado es la parte escorpiana, con sus cuatro planetas: Saturno, Venus, el Sol y Mercurio.
Estos planetas están en la Casa 2, la Casa del Dinero, la Casa de Tauro. Por eso él consiguió financiamiento para hacer las grandes obras del segundo piso del Periférico. Entonces es una persona que recauda dinero.”

Lamentablemente, Escorpión, cuando no está trabajado desde el servicio y la actitud humilde, “desarrolla una actitud demasiado omnipotente, proselitista, que le proporciona dominar muy fácilmente los sectores más confusos, más flojos y más perdidos”. La astróloga confiesa su asombro al constatar la adhesión de los artistas por “El Peje”, usando el poder de Escorpión no para la voluntad de la nación, sino “para beneficio propio”, debido a que está “poco trabajado a nivel espiritual”.

Según su carta astral, lo que ha hecho muy bien es poner gente de su parte. “Pero Saturno está mal aspectando a la Luna, que tiene que ver con sus propias necesidades, con su familia. Sumado a un aspecto negativo que es Neptuno, que está pasando por el signo de Acuario, no estará bien aspectado para las elecciones. Su imagen que había inflado por proselitismo gracias a la ayuda de Júpiter, se empieza a disolver, a pesar de ser muy hábil en el manejo de las masas.”
 
Calderón

Nacido el 18 de agosto de 1972, bajo el signo del tercer decanato de Leo, el candidato panista Felipe Calderón tiene un perfil más auténtico, “en el sentido de que no promete tanto, no alardea del poder que pueda llegar a tener en un futuro”.

Según su carta astral, tiene muchos planetas en Virgo, con un perfil más bajo que los otros candidatos y, en consecuencia, “una actitud más humilde”. El panista tiene un sol aspectado, lo que significa que “representa una capacidad más clara, más honesta”. Su tránsito de Plutón al Sol lo favorece. “Está muy bien aspectado por el planeta del poder”.

El planeta Venus en Libra y Marte en Géminis, “le dan muy buenas facultades para negociar diplomáticamente con distintos sectores sociales, y con grupos empresariales poderosos”.

La fundadora de la Casa de Estudios Astrológicos de Córdoba anota de la carta astral de Calderón que “a veces da la impresión de que no sabe gobernar, ya que los políticos se dividen en los que saben gobernar y los que saben negociar”. Y pone de ejemplo a su país natal, donde Menem correspondería al político que toma las riendas de todo y Kirchner al que, aún no teniendo idea de mandar, ha negociado con los sectores.
“Calderón no corresponde al arquetipo tan estereotipado que es el autoritarismo y esa cosa tan monopólica, omnipotente y dominante marcada por Plutón en la Casa 10 de México.”

Además, la carta astral de Calderón indica que terminó de pasar por un tránsito muy “embrumado”, de “desvitalización” desde 2001 a 2005. Pero, a pesar de que representaría al candidato que mejor imagen tiene, “como no corresponde a la imagen totalitaria, hay que ver si la gente lo vota. Porque según la carta natal de la nación, la gente vota a quien hace uso del poder”.

A Calderón, el paso de Saturno le favorecerá hasta agosto del 2007. Y “aunque tuvo un perfil más bajo, porque transmitió un sentido más honrado de la realidad, pero fue más comprometido con su vida”, estará “mejor aspectado”. Neptuno lo favorece. Urano le provoca un tránsito desde abril del año 2005 hasta diciembre del 2006. “Es un señor que podría cambiar esta cosa mexicana que tiene que ver con el exceso y abuso del poder.”

Para finalizar, comenta que en la carta de Fox está en el signo Cáncer y su cadente en Acuario. La posición de su matrimonio está regida bajo el signo de Leo, que indica una gran influencia para él. Venus, que está en Géminis, le da una gran capacidad para comunicarse con la gente y para negociar. “Él seguramente regresa al rancho, ella se va al poder. Es lo que se ve con el tránsito de Júpiter: las mujeres al poder.”

Predicciones para decidir

Marisa Pretz aboga por una astrología vivencial, es decir, nada de destinos funestos y fatalistas. Su positivismo viene de su gusto por ver “cómo la gente se va transformando y cómo va haciendo cambios importantes en su vida, que cuando vinieron la primera vez a consulta y era insólito pensar que iban a dar un giro de 180 grados”.

Su interés por las relaciones entre los planetas y las constelaciones nació poco a poco. Cuando estudiaba psicología se hizo una carta natal y luego otra y otra, como dice ella misma, hasta que “me terminé corriendo de  la formalidad”. De signo Escorpión con influencia en Piscis y Acuario, se define como “una persona muy positiva, de mucha autoconfianza”. Aunque tiene dos hijas, de 22 y 18 años, y procura darles consejo cuando se lo piden, evita darles consultas astrológicas, porque “en casa del herrero, cuchillo de palo”.

Al hablar sobre la “Guía Astrológica Vivencial 2006”, explica su propósito central: “El fatalismo es terrorífico porque lo que predica es que te va a ir bien o mal. Si te fijas en mi libro, en ningún momento digo eso. Al contrario, es un momento para actuar, para decidir, entonces lo que yo aconsejo es que se preste atención con tal cosa, con tal otra y si no se hace eso, sí puede pasar esto u otro. Hay claves, pero hay que moverse, hay que comprometerse con la vida”.

Su juventud, hermosura y atuendo contrastan enormemente con los astrólogos mexicanos, de quienes dice conocer únicamente a “Giovanna, la respeto bastante, es una persona muy espiritual como ser humano, una persona muy positiva que tira a la gente para arriba. De Esteban Mayo me han hablado mucho, pero todavía no lo he podido conocer”.

Comentarios a esta nota: Reportero Azteca21

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *