Home Buenas Noticias “Gritos y susurros”, de Denise Dresser, una lectura apasionante
Buenas Noticias - August 6, 2004

“Gritos y susurros”, de Denise Dresser, una lectura apasionante

Portada de un
libro que hay que leer

Ciudad de México. 1º de agosto del 2004. No hay duda de que el universo femenino es fascinante y heterodoxo, que la voz de las mujeres se escucha en todos los ámbitos con admiración y respeto, que es necesario e impostergable un "México nunca más sin ellas".

Lo anterior queda plenamente confirmado después de la lectura de "Gritos y susurros. Experiencias intempestivas de 38 mujeres", publicado por Grijalbo dentro de su colección "Raya en el agua", donde bien podrían agregarse los calificativos exitosas, emprendedoras, sobresalientes, destacadas, brillantes y un largo etcétera al sustantivo mujeres. Y quizás por eso Dresser tomó el título de una película de Ingmar Bergman para nombrar este hermoso libro.

Desde que comienza la lectura, con "Me desperté cincuentona", de la actriz Patricia Reyes Spíndola, hasta finalizarla con el texto de la coordinadora de este libro, "Sobreviviente", de Denise Dresser, al lector le cuesta trabajo interrumpir la lectura, ansioso por saber quién sigue, qué historia apasionante lo espera a la vuelta de la hoja.

En efecto, apasionante es un buen adjetivo para definir este libro: apasionantes historias de mujeres que han sabido escalar los peldaños del éxito dentro de sus profesiones, que han sabido superar los obstáculos que les impone una sociedad como la mexicana, que han derribado las barreras de género y han logrado ser lo que quisieron y quieren ser. Nada más ni nada menos.

De hecho, un rasgo sobresaliente del libro es la conciencia de muchas de ellas de ser las continuadoras de batallas peleadas por audaces y valientes predecesoras. Pero también sobresalen las búsquedas, los retos constantes, la conquista de espacios y reconocimientos, la satisfacción de ser independientes y autosuficientes, el sabor inefable de la libertad y la autonomía.

Un libro como este debiera ser conocido y difundido en todo el territorio, en todas partes, ya que son muchas las cualidades que lo hacen ser de aquéllos a los que se les puede considerar como de lectura imprescindible, inaplazable, pues el mosaico de historias, las distintas vertientes por donde se deslizan las experiencias de las mujeres convocadas nos brindan siempre algo digno de recordar, de tener presente, amén de ser una lectura placentera e intensa, como todo buen libro.

Incluso, desde un punto de vista más analítico, este libro podría servir de base para estudios de género, sociológicos, pues las voces que ahí dejan sentir su vitalidad y fuerza nos hablan del universo femenino en sus distintas esferas: la escritora Elena Poniatowska, la gastrónoma y restaurantera Martha Ortiz Chapa -con un texto exquisitamente elaborado-, la politóloga María Amparo Casar, la escultora Helen Escobedo, la novelista Julieta Campos, la empresaria Gaby Vargas y la periodista Katia D’Artigues son sólo algunas de las mujeres que acceden a compartir con los lectores experiencias que ellas consideraron intempestivas o de especial recordación.

Denise Dresser, además, escribe un prólogo franco, intenso, sincero. Dice en uno de sus párrafos: "El criterio de selección fue personal, visceral, intuitivo. Invité a mujeres que conocía y quería de cerca, o mujeres que no conocía pero admiraba de lejos. Invité a mujeres cuyas vidas y decisiones me parecían un enigma o un acertijo o una ventana al mundo. Y el resultado final es lo que quería y esperaba: una visión de la vida a través de los ojos de 37 mujeres que pisan fuerte, que dejan huella, que escriben porque no podrían respirar sin hacerlo, que cambian al mundo o lo hacen más bello, que cargan con demonios adentro pero también los combaten".

El resultado es un libro maravilloso donde se reúnen las voces de, además de las ya mencionadas, Mariclaire Acosta, Carmen Aristegui, Lourdes Arizpe, Sabina Berman, Carmen Boullosa, Magdalena Carral, Marie-Pierre Colle Corcuera, Laura Esquivel, Julieta Fierro, Fátima Fernández Christlieb, Rossana Fuentes-Berain, Marta Lamas, Alejandra Latapí, Eugenia León, Guadalupe Loaeza, Nina Menocal, Patricia Mercado, Adela Micha, Guadalupe Morfín, Ana Olabuenaga, Beatriz Paredes, Jacqueline Peschard, Carla Rippey, Rosario Robles, María Rojo, Consuelo Sáizar, Olga Sánchez Cordero, Sara Sefchovich y Nina Zambrano.

Para finalizar, sólo resta señalar que este, como dice Denise Dresser en el prólogo, no es un libro exclusivamente para mujeres, a pesar de estar escrito sólo por mujeres, sino que busca al buen lector, al lector inteligente que gusta de la buena lectura, porque cada experiencia cumple cabalmente con aquel aforismo de Gracián: "Si lo bueno breve, dos veces bueno". Así que lo invito a leerlo: nunca el aburrimiento pretenderá hacerlo abandonar la lectura.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *